:::: MENU ::::

22 de febrero de 2021

  • 22.2.21
Dos jornadas faltan para finalizar la primera fase de competición en División de Honor. De los veinte clubes que comenzaron el campeonato –diez en cada subgrupo–, ocho de ellos continuarán su viaje en busca de un destino soñado: el Grupo X de la Tercera División. Los doce restantes, deberán pelear para evitar la bajada a los infiernos en forma de descenso.


Centrándonos en los ocho elegidos, tres obtendrán pasaporte para dar el salto de categoría, el resto, disfrutarán de una emocionante velada y deberán intentar conseguir dicho visado en el futuro. Ante esta perspectiva, el Montilla C.F. está a un solo paso –aún no es matemático– de poder cerrar su equipaje, mirar de frente la pantalla de salidas y tomar el vuelo que le permita soñar con algo impensable a principio de temporada: su segundo ascenso consecutivo.

El objetivo de la entidad es la permanencia, sin embargo, a base de trabajo, constancia y buen hacer en cada partido, los montillanos se han ganado la posibilidad de estar en ese grupo de cabeza y aspirar a cotas mayores. Todo ello, sin presión y con la satisfacción de tener los deberes hechos.

De este modo, la victoria por cinco tantos a uno ante el Écija Balompié confirmó el buen estado de forma, tanto físico como mental, de un plantel que sigue en crecimiento. El encuentro comenzó con la vuelta de Pedro Caballero al once inicial en los auriverdes. Por parte del cuadro astigitano, Carlos Conejero hizo cambios en su equipo con respecto a jornadas anteriores, destacando la titularidad de jugadores como Pastor, Robert o Álex Gil.

Con todo ello, el Montilla tomó el mando desde el inicio y a los dos minutos tuvo su primera oportunidad. Un centro al área de Adri Delgado lo despejó a córner con dificultades el guardameta visitante, Arti. En la jugada posterior, los montillanos no fallaron. Jorge dentro del área daba un pase raso que Nacho conectó con el fondo de las mallas en boca de gol. Era el minuto 3 de juego.

El tanto hizo mella en los visitantes, que veían como su rival sacaba su mejor versión para sentenciar la contienda en el primer acto. Jorge tuvo en sus botas el segundo en un mano a mano que no vio portería al robar Mora el esférico justo a tiempo para los intereses foráneos. Tres minutos después, Jorge se vistió de asistente, de nuevo, y un pase medido del extremo facilitó a Juan Gordón un balón franco de cara a portería, que el ariete pontanés no desaprovechó para anotar el dos a cero.

Instantes después, Gordón aumentó la cifra al mandar a la red un pase de Álex Cruz desde el costado. Tres a cero en apenas veinte minutos, un Écija desarbolado y con la sensación de que esto no había hecho nada más que empezar. El cuarto llegó a los 39 minutos, en un pase entrelíneas de Juan Gordón que Nacho rescató para regatear al cancerbero y marcar a placer. El Montilla era dueño del partido, tenía todos los aspectos del juego bien definidos y con la seguridad atrás que le viene caracterizando en las últimas citas, no permitió atisbos de reacción en los astigitanos en el primer tiempo.



Tras el descanso, la vuelta al terreno de juego sentó mejor a los de Conejero, que sabedores de la necesidad de puntos que atesoran, tiraron de orgullo para acortar distancias en el minuto 48. Cubiles envolvió el esférico, se perfiló a portería, y con un certero disparo, consiguió un gol de bella factura para los suyos.

La alegría fue efímera para los visitantes, recibiendo Iván Martos la segunda amarilla un minuto después del gol por una entrada a destiempo sobre Soto. La inferioridad numérica y la amplia desventaja en el marcador era una losa demasiada pesada para levantar por parte de los azulinos. Los esporádicos intentos por cambiar las tornas se convertían en un querer y no poder.

El paisaje era más que satisfactorio para el Montilla. Los de Jesús Fernández controlaron los tiempos del encuentro, mantuvieron la posesión durante muchas fases del segundo acto y en la recta final, Santi Vázquez obtuvo el definitivo cinco a uno al recibir un balón en largo de Antonio Lucena y batir al guardameta Arti en su salida. Como nota a destacar, el técnico vinícola premió a los suyos dando minutos a todos los jugadores convocados, incluido el cancerbero suplente, José Rambla.

Con este triunfo, los auriverdes mantienen la segunda plaza con 29 puntos. El próximo encuentro se disputará el domingo 28 a las mediodía ante el Isla Cristina F.C., en tierras isleñas.

Montilla C.F.5--1 Écija Balompié

Montilla C.F.: José Rodríguez, Antonio Luque, Pedro Caballero, Soto, Nacho, Maleno, Alfonso Carraña, Jorge, Adri Delgado, Juan Gordón y Álex de la Cruz. También jugaron: Santi Vázquez, José Carraña, Antonio Lucena, Jesús Robles, Chechu García, Rafa Castillo y José Rambla.

Écija Balompié: Arti, Mora, Pastor, Robert, Andrés, Iván Martos, Nico, Álvaro, Gil, Jesulillo y Cubiles. También jugaron: Ismael, Palacios, Raya y Chanfreut.

Goles: 1-0 Nacho (m. 3); 2-0 Juan Gordón (m. 10); 3-0 Juan Gordón (m. 19); 4-0 Nacho (m. 39); 4-1 Cubiles (m. 48); 5-1 Santi Vázquez (m. 89).

Árbitro: Rodríguez Soto, del colegio jienense. Amonestó por parte local a Nacho, Maleno, Álex de la Cruz, Antonio Lucena y José Carraña. En el lado visitante los amonestados eran Mora, Nico y Álvaro. En el minuto 49, Iván Martos fue expulsado por doble amarilla.

Incidencias: Partido correspondiente a la decimosexta jornada del Subgrupo A, del Grupo 1 de la División de Honor, disputado en el Estadio Municipal de Montilla, a puerta cerrada.

JOSÉ LUIS GÁLVEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: MONTILLA C.F. / EMILIO JIMÉNEZ


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos