:::: MENU ::::

6 de junio de 2020

  • 6.6.20
En un coche, los frenos son uno de los mecanismos más importantes y por ende se les debe proporcionar muchos cuidados. Los frenos son una medida de seguridad que tanto el conductor como los pasajeros necesitan, es por eso que el mantenimiento adecuado de los frenos debe realizarse regularmente para garantizar que estén en buenas condiciones.



El mantenimiento regular de los frenos del coche no solo te garantiza la seguridad y la funcionalidad, sino que también garantiza la vida útil del sistema de frenos. Por esta razón debes estar atento de cuándo debes reemplazar algunas piezas y comprar los recambios en tiendas de renombre como euautorecambios.es el sitio, no permitas que las piezas se dañen por completo y cámbialas a tiempo ya que la diferencia en el tiempo de respuesta entre los frenos desgastados y nuevos es significativa.

Evita el sobrecalentamiento de los frenos

Una de las principales causas de los problemas con los frenos es el calor. Cuando las pastillas de freno presionan contra el disco de freno, se produce una gran cantidad de calor. Para eliminarlo, el disco se ventila con paletas internas que arrastran aire frío desde el centro del disco hacia los bordes exteriores. Así los frenos permanecerán fríos y serán menos propensos a ‘desvanecerse’ al ‘bombear’ lejos del aire caliente de los discos.

El desvanecimiento de los frenos ocurre cuando se sobrecalientan y se usan en exceso. En el peor de los casos, el líquido de los frenos puede hervir las pinzas y causar una pérdida de fricción, lo que significa la pérdida de la capacidad de frenado. Cuando los frenos se desvanecen:
  • El pedal puede ir plano al piso del coche sin ninguna acción de frenado (en el caso de los frenos muy desvaídos).
  • La distancia que toma el coche para detenerse aumenta.
  • La acción de frenado emite un olor a quemado.
  • En casos extremos, puedes notar humo en los frenos e inclusive se pueden incendiar.
Cuando los frenos se sobrecalientan, debes detenerte al costado de la carretera y dejar que se enfríen.

Cambiar el líquido de los frenos

El líquido de los frenos atrae la humedad. Adicionalmente, aquí hay algunas razones por las cuales es importante cambiarlo:
  • La humedad acumulada en el líquido de los frenos reducirá su punto de ebullición y hará que el líquido hierva fácilmente durante el frenado fuerte.
  • Cuando el líquido de los frenos hierve, hace que los frenos se desvanezcan al conducir en carreteras de baja pendiente.
  • La humedad acumulada corroe las partes metálicas que se encuentran en el sistema de frenado. Esto eventualmente causará problemas.
La solución a estos problemas es fácil. El líquido de los frenos debe revisarse y cambiarse regularmente según lo recomendado por el fabricante de tu coche.

Señales de que tu coche necesita frenos nuevos

Los frenos cuando empiezan a rendir defectuosamente presentan una serie de comportamientos que te pueden servir como señales para guiarte respecto a cuándo deben ser cambiados. Entre estas señales se encuentran:
  • Chirrido agudo: Esto significa que las pastillas de freno rozan los rotores.
  • Tu volante se mueve cuando se detiene el coche, lo cual indica que los rotores están deformados y están causando este problema.
  • Tienes que pisar más al pedal del freno para detener tu coche.
Los coches que se mantienen regularmente tienen una gran capacidad de frenado. Toma las decisiones correctas para el sistema de frenos de tu coche y cambia el líquido de frenos regularmente.

Recuerda que el líquido de frenos y las pastillas deben reemplazarse de acuerdo con tu estilo de conducción y las necesidades específicas de tu coche. Esto hará que tus frenos funcionen sin problemas.



DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos