:::: MENU ::::

5 de noviembre de 2019

  • 5.11.19
El número de empresas que desarrollaron su actividad económica en 2018 en Andalucía fue de 495.495, lo que supone un incremento con respecto al año anterior del 1,66 por ciento, según los datos del Directorio de Empresas y Establecimientos con Actividad Económica en Andalucía que elabora el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía. De acuerdo con ese directorio, que excluye de su ámbito de estudio las actividades agrarias y de administración pública, los establecimientos también aumentaron un 0,04 por ciento hasta alcanzar los 583.908.



El aumento experimentado el pasado ejercicio se suma a la trayectoria positiva apuntada en los últimos cinco años, una curva de crecimiento que invierte la tendencia descrita desde el año 2008, con descensos continuados. El sector servicios es el que mayor número de empresas agrupa, con un 81,9 por ciento del conjunto, mientras que el resto del tejido correspondió a la industria, energía, agua y gestión de residuos (6,9%) y a la construcción (11,2%).

Dentro del segmento servicios destaca la rama servicios sanitarios, educativos y resto de servicios, con una representación del 42,6 por ciento del total de empresas. Asimismo, destaca que el número de empresas dedicadas a la construcción descendió de forma continuada desde el año 2008, pasando del 14,3 por ciento en 2008 hasta un 11,2 por ciento en 2018.

En cuanto al empleo, en el sector servicios trabajó en 2018 el 82,3 por ciento de los ocupados, mientras que los sectores de industria, energía, agua y gestión de residuos y construcción representaron el 10,8 por ciento y el 6,9 por ciento del empleo, respectivamente.

Empresas según tamaño

Si se clasifican las empresas según su tamaño medido en número de asalariados, el 97,8 por ciento de las firmas tenía el pasado ejercicio menos de 20 asalariados. Las unidades de tamaño medio, entre 20 y 99 asalariados, representaron el 1,9 por ciento y las de mayor tamaño, de 100 o más asalariados, supusieron un 0,3 por ciento. Por el contrario, la distribución del empleo según el tamaño de las empresas registra los mayores porcentajes en las empresas con más asalariados. Así, las empresas de 20 o más asalariados concentran el 56,0 por ciento del empleo.

Atendiendo a la forma jurídica, la persona física fue la vía mayoritaria con un 57,2 por ciento del total, seguida de la sociedad limitada, con un 33,3 por ciento, representando estas dos figuras jurídicas un 90,5 por ciento del total de empresas con actividad en Andalucía.

En cuanto a los ocupados, destaca la importancia de la sociedad limitada, que concentra el 40,8 por ciento de los empleos en empresas. Le siguieron en relevancia la persona física, con un 19,2 por ciento, y la sociedad anónima, con un 19,0 por ciento.

Por otro lado, la distribución de las empresas en función del número de establecimientos que poseen en Andalucía muestra que la gran mayoría de las empresas tiene un establecimiento, representando éstas un 89,95 por ciento del total de las empresas andaluzas.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL 
  • 5.11.19
La Universidad de Granada ha iniciado la recopilación de las muestras biológicas de los familiares de represaliados durante la Guerra Civil cuyos restos se cree que reposan en la fosa común del Cementerio Municipal San Francisco Solano de Montilla. De esta forma, un año después de que la Dirección General de Memoria Democrática diera luz verde a los trabajos de localización, delimitación, exhumación, estudio e identificación de los restos de dicha fosa, una veintena de familias de la comarca han donado sus muestras de ADN para desarrollar este proceso.



Según explicó el montillano Javier Córdoba –que hace unos años retomó el trabajo realizado por su tío segundo para localizar los restos de su tío abuelo– cerca de una veintena de familias de Montilla, Fernán Núñez, Castro del Río, Doña Mencía, Nueva Carteya y Santa Cruz, han mostrado su interés en participar en el proceso de exhumación e identificación de los restos que se localicen en esta fosa común.

"Desconocemos cuánto puede durar el proceso. De momento la Junta de Andalucía ha empezando a mandar las cartas con los botes para que se envíen los familiares de los represaliados manden las muestras a la Universidad de Granada y, de este modo, se puedan identificar los restos una vez se inicien los trabajos de exhumación", explicó Córdoba a Montilla Digital.

Fue a raíz de la desclasificación de la documentación del Ejército realizada en 2011 por la entonces ministra de Defensa, Carme Chacón, cuando este montillano decidió retomar el trabajo para encontrar los restos de Antonio Córdoba Gálvez, que hasta entonces se pensaba que estaban en otra de las fosas comunes existentes en el cementerio municipal de Montilla.

Sin embargo, gracias al acta del Consejo de Guerra al que fue sometido el hombre junto a otros cuatro compañeros en noviembre de 1939, se pudo localizar con exactitud la ubicación de la fosa común en la que fue enterrado tras ser fusilado por un delito de adhesión a la rebelión, y donde se cree que se encuentran enterrados vecinos de otras localidades cercanas.

Según señaló el viceconsejero de Cultura y Patrimonio Histórico, Alejandro Romero, el pasado mes de julio, la Junta de Andalucía destinará este año un presupuesto de 363.000 euros a los trabajos de identificaciones genéticas, que se realizan al amparo del convenio firmado con la Universidad de Granada.

Con ellos se va a proceder al desarrollo de los trabajos de identificación genética de los restos de víctimas de las fosas situadas en una docena de municipios andaluces. Las muestras de los familiares se custodian en el biobanco del Sistema Sanitario Público Andaluz, que garantiza las condiciones sin necesidad de dedicar recursos adicionales.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

4 de noviembre de 2019

  • 4.11.19
Una comitiva de la Centuria Romana de Munda viajará esta semana a Madrid para presentar en la sede de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación de España el libro XX Sentencias Romanas, 1993-2012, una publicación que recoge el trabajo realizado por una veintena de sentenciadores, todos ellos figuras de primer nivel, en este peculiar acto que marca el inicio de la Semana Santa en Montilla.



La presentación, que tendrá lugar este martes 5 de noviembre a partir de las 19.30 de la tarde, contará con la participación de Francisco Criado, en representación de la Centuria Romana Munda; Fernando Santos Urbaneja, XIII sentenciador, en representación de los coordinadores del libro; y Federico Fernández de Buján, en representación de los sentenciadores.

"La Sentencia Romana es un acto único en toda España por su significación, su contenido y su trascendencia al recrear ese momento en este pequeño acto de constricción de la justicia", destacó Criado sobre esta tradición cargada de simbolismo que anualmente celebra la Centuria Romana de Munda "acompañados de profesionales del derecho de gran nivel, de todas las escalas y garantías"

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR
  • 4.11.19
Escritor y periodista, Fede Durán (Cádiz, 1977) es autor de libro de relatos Guantes negros (2009) y de la novela La mirada de Mónica Vitti (2012). Hace tres años fue incluido, junto a otros autores en lengua española, en la antología generacional Uno más ocho (2016), editada por Reservoir Books. La familia de Berlín es su última novela, una fábula sobre el regreso al hogar en épocas de impostura. Pese a todo, es crítico con la profesión: “La literatura es el peor oficio pagado del planeta”.



—Tu libro es una fábula sobre el regreso al hogar en épocas de ambición e impostura.

—Lo que realmente creo que ocurre, básicamente, es que el protagonista, como casi todas las gentes al principio de sus vidas, es un idealista que, poco a poco, se va convirtiendo en un escéptico o, en el peor de los casos, en un cínico. Y al final, pensar en ese hogar es una manera de recordar las cosas buenas. Lo que pasa es que, claro, la vejez va trayendo también una visión un poquito diferente de las cosas.

—Ministro de Cultura por accidente, Sansón Berlín vuelve a su pueblo natal para encontrar las claves de su errática trayectoria.

—Sí. Porque resulta que en este libro, como en las familias de verdad, hay un secreto. En el momento en que ese secreto no se desvela o solo lo conoce un miembro de la familia, todos los demás dejan de entender lo que ocurre. Y Sansón, el primero.

—Un pueblo, entre acantilados y playas de aguas turquesas, donde la vida se va en contar sardinas, melones y botellas de aguardiente.

—Porque de hecho son elementos vertebradores del pueblo. El pueblo actúa un poco como un organismo vivo y bastante compacto en su diversidad. Y tiene la peculiaridad de que juega con una ficción, la ficción de qué es la España de hoy. Ni los judíos ni los moros fueron expulsados. De manera que, en ese pueblo, pues sus tres religiones estrella de la humanidad conviven en armonía y se reúnen muy a menudo en torno al aguardiente.

—Desde niño, Sansón Berlín hace pública su ambición de brillar.

—Sí. Un día en clase el profesor pregunta a cada alumno qué quieren ser de mayores y Sansón contesta que presidente del Gobierno. Lo dice mirando una foto del presidente de la nación que está colgada en clase. Y esa ambición es lo que va a marcar un poco también su aprendizaje. Porque se dará cuenta de que los sueños que él había formulado no eran realmente sueños sino a veces incluso pesadillas tragicómicas.

—Viaja por medio planeta. Y va de las redacciones de los periódicos a los escaños del parlamento.

—Él es periodista. Luego tiene la suerte de escribir las memorias de un personaje también bastante curioso que aparece a mitad de la novela, un campeón mundial de dardos, y acaba siendo, por accidente, ministro de Cultura. Y ahí es cuando se enfrenta, digamos, a la política descarnada, cuando lo poco que le pueda quedar de la magia de la infancia se le evapora.

—Hablando de la infancia, una dolorosa historia familiar le hace huir para no regresar. Pero la imagen de una infancia mágica le puede.

—Como nos pasa a todos al final. La infancia son los momentos luminosos. Y regresar a los sitios donde te has ido formando pues siempre es una manera de resucitar ese pasado. Puede sonar melancólico y, de hecho, lo es.

—Escritor y periodista. ¿Se puede vivir de dos oficios castigados por la crisis?

—Yo creo que si no combinas, no. Es decir, quedan los últimos mohicanos en las redacciones y es cierto que el periodismo digital de alguna manera viene a salvar el oficio pero es un oficio mal pagado y, desde luego, la literatura es un drama directamente. Yo creo que si hacemos el cálculo de horas trabajadas y de lo que valen esas horas, puede ser el peor oficio pagado del planeta probablemente.

—Ha sido incluido en la antología generacional 'Uno más ocho' editado por Reservoir Books. ¿Todo un privilegio?

—Realmente, sí. Porque ha sido la manera de seguir con esta editorial y de publicar esta novela. Cuando en esta antología había una preselección de 25 escritores en todo el planeta en lengua castellana, se quedaron con nueve, y yo fui uno de ellos. Al entregar el relato mi editor me dijo que necesitaba voces nuevas. Y yo recogí el guante, y al año y pico le presenté esta novela.

—Naciste en 1977. Tu personaje nace en la madrugada de un viernes de agosto de 1977. ¿Algo de autobiografía o simple casualidad?

—Algo de autobiografía siempre. El otro día precisamente, en una entrevista, me preguntaban si esto era autobiografía. Y yo contesté que la literatura siempre parte del yo. Y quien diga lo contrario, miente. Al final, yo no hablaría de autoficción. No me gusta ese término. Toda literatura parte de un yo, aunque luego al mismo tiempo te tengas que alejar de ese yo para dar rienda suelta también a tu imaginación.

—El mar está muy presente en tu libro. ¿Tanto condiciona haber nacido en Cádiz?

—No. Si hubiera nacido en Rute, seguramente echaría de menos la Subbética. O sea, no lo creo. Pero es verdad que el mar es una imagen muy potente, muy recurrente y muy hipnótica. Y es bonito tenerlo presente.

—Ahora qué toca. ¿Novela o libro de relatos?

—Ahora toca otra novela. Esto es una trilogía. Y la segunda parte está en camino. Habrá un giro, un planteamiento un poquito diferente. Pero son tres novelas. Esta es la primera. Vienen dos más. Y luego, veremos.

ANTONIO LÓPEZ HIDALGO
FOTOGRAFÍA: ELISA ARROYO
  • 4.11.19
La oenegé montillana Fundación Social Universal (FSU) ha iniciado este mes de noviembre su primer proyecto de cooperación en Bolivia, dirigido a promover el desarrollo de la agricultura familiar de riego en Bolivia. Esta iniciativa contará con una subvención de casi 41.000 euros de la Diputación de Córdoba, y con ella se pretende mejorar la nutrición infantil a través de consumo de hortalizas en las escuelas de las comunidades del municipio de Tomina.



A través de este proyecto de cooperación, que se desarrolla junto al colectivo Promotores Agropecuarios, se trabajará con 130 familias de cinco comunidades indígenas campesinas a través del incremento de la base alimentaria y la comercialización de productos agrícolas y frutícolas mediante un desarrollo productivo sostenible y diversificado. Asimismo se fortalecerá el rol activo de la mujer en la agricultura familiar y la formación de jóvenes para la mejora de la agricultura local.

Además, para mejorar los niveles de producción se trabajará con cultivos rentables y estratégicos como las hortalizas y los frutales, aprovechando la existencia de agua por obras construidas en proyectos previos. Se tecnificará y optimizará el uso del agua para riego y se complementará la intervención con la inserción de la producción en procesos de comercialización.

"La ejecución de este proyecto supone para la FSU la primera experiencia de cooperación con la ONG Promotores Agropecuarios (Proagro) así como la primera incursión en el territorio andino del departamento de Chuquisaca", destaca la entidad montillana que, a su vez, señala que los bajos niveles de producción existentes en el municipio de Tomina, son causa de los bajos ingresos de la población y de la existencia de altas tasas de desnutrición infantil.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: FSU


  • 4.11.19
El simulador de la Renta Mínima de Inserción Social, que se encuentra alojado en la página web de la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, ha registrado más de 56.000 consultas desde su puesta en marcha en julio. Esta herramienta permite conocer si la unidad familiar puede tener derecho esta prestación.



Con el objetivo de facilitar una información orientativa, en caso afirmativo, el simulador proporciona una aproximación a la cuantía mensual que podría corresponder a la unidad familiar. En caso negativo, indica cuáles son los requisitos que no se están cumpliendo, orientando a los ciudadanos y ciudadanas en la conveniencia o no de solicitar la prestación.

Por otra parte, este simulador de la Renta Mínima pretende ser una herramienta útil para los profesionales de los Servicios Sociales Comunitarios, así como otros centros de atención a la ciudadanía en general como las oficinas del Servicio Andaluz de Empleo o los centros de salud, en su labor de información y asesoramiento a las personas interesadas o susceptibles de ser perceptoras de esta prestación.

Por otra parte, y según ha informado la consejera Rocío Ruiz, las prestaciones de Renta Mínima han alcanzado los 88,7 millones de euros hasta octubre. En concreto, durante el presente mes, se han concedido prestaciones por valor de 10 millones de euros. Este dato se contrapone a los 56 millones que se utilizaron durante todo el año 2018.

En lo que respecta al presupuesto para 2020, Igualdad destinará 142 millones se para la concesión de ayudas y la contratación de 465 trabajadores y trabajadoras. Se trata de un crédito similar al de este año pero ampliable cuando se haya acometido la modificación prevista de la normativa con el objetivo de dar más cobertura a la prestación y hacerla más accesible a las familias.

Además, la Consejería ha creado grupos de trabajo permanentes en la atención social y laboral coordinada a personas perceptoras de esta prestación y residentes en zonas desfavorecidas en Andalucía que servirá para construir el trabajo en red necesario para mejorar la implementación de esta ayuda.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
  • 4.11.19
El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Montilla optará a las nuevas ayudas europeas dirigidas al desarrollo de proyectos de economía baja en carbono con un proyecto dirigido a la adquisición de dos autobuses urbanos por parte del Consistorio. El objetivo, según explicó el alcalde de Montilla, Rafael Llamas, es modificar el actual modelo de gestión del servicio de transporte urbano de la ciudad y asegurar su viabilidad de cara al futuro.



Llamas recordó que el servicio municipal de transporte público se encuentra a la espera de un nuevo pliego de concesión desde hace diez años, un paso necesario de cara a poder adaptar esta prestación a las principales demandas de la ciudadanía. Así, si bien el primer edil destacó que en estos años el transporte urbano se ha adaptado a las necesidades de los montillanos, "el actual pliego no permite modificar actualmente ningún punto sin generar perjuicio a la empresa gestora".

"Poder contar con dos autobuses propios nos permitiría dar viabilidad a este servicio, ya que contar con vehículos propios abarataría significativamente el coste del servicio y, de este modo, atender a las diferentes demandas que se encuentran sobre la mesa", explicó Llamas que, asimismo, aseguró que ante las reciente creación de una plataforma ciudadana que reclama que se retome el servicio de conexión con el hospital, es un aspecto "que confía que contará con una solución en breve".

Por su parte, la teniente de alcalde de Infraestructuras, Urbanismo y Medio Ambiente, Raquel Casado, recordó que el equipo de gobierno trabaja desde hace meses en el futuro pliego del servicio atendiendo, entre otros aspectos, a los resultados obtenidos tras el diagnóstico realizado por la Diputación de Córdoba sobre este servicio.

"Según el estudio diagnóstico la viabilidad del servicio depende mucho de su uso por parte de la ciudadanía, pero según las encuestas parece que no existe una gran variación a pesar de que se mejore la frecuencia, las paradas o los recorridos, por eso es fundamental reducir costes y concienciar a la ciudadanía para fomentar el uso del transporte público", subrayó.

En este sentido, Casado señaló que, además, la obtención de as nuevas ayudas europeas para la adquisición de los dos autobuses urbanos es "fundamental" para mejorar un servicio que, según recordó, "en el caso de Montilla se enfrenta a la limitación de poder acceder a otras subvenciones al no ser un servicio obligatorio en localidades de menos de 50.000 habitantes".

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: I. TÉLLEZ

3 de noviembre de 2019

  • 3.11.19
El Teatro Garnelo de Montilla se vistió anoche de largo para acoger la celebración de una nueva edición de las Jornadas Líricas de Montilla, una iniciativa del Ayuntamiento de Montilla y de la Coral de Antiguos Alumnos Salesianos, que han celebrado sus 20 años de historia con un cartel protagonizado por los grandes solistas nacionales de la ópera como Monserrat Martí Caballé, Cecilia Lavilla Berganza, Antonio Vázquez y Luis Santana.



El concierto, que además sirvió como pistoletazo de salida al Año Garnelo con motivo del 75 aniversario del fallecimiento del pintor montillano, atrajo a centenares de aficionados de toda la comarca a la música lírica, que disfrutaron de una actuación de primer nivel que, además se caracterizó por un programa dinámico y variado.

La actuación, que contó con la Coral de Antiguos Alumnos Salesianos, dedicó su primera parte La Traviata de Verdi, "por ser una obra muy conocida por el público", y una segunda parte a la zarzuela española y algunas de sus piezas más conocidas.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR
  • 3.11.19
Hay crímenes que nos conmueven profundamente porque rompen todos los códigos y esquemas morales con los que vivimos la mayor parte de los seres humanos, y que son el resultado de los muchos siglos por los que se han tenido que transitar hasta lograr afianzar, en gran medida, unos principios éticos que en la actualidad los consideramos como si fueran naturales.



No obstante, a pesar de esa convicción interna, lo cierto es que cada cierto tiempo se nos informa por los medios de comunicación de sucesos que nos asombran y nos indignan, de modo que la tristeza, la rabia y la impotencia se entremezclan cuando se nos describen los hechos que rodearon a esos terribles delitos.

No nos cabe la menor duda que, dentro de esos crímenes, los más horrendos son los que se producen en el seno o entorno familiar, especialmente cuando son los más indefensos, es decir, niños las víctimas, al tiempo que sus agresores se han movido por las pasiones generadas por unos celos patológicos.

Serían numerosos los casos a los que podríamos acudir. De todos es conocido, por ejemplo, el de José Bretón que no dudó en asesinar a sus dos hijos de corta edad como venganza por los celos que sentía hacia quien había sido su mujer. Y más cercanos a las fechas actuales se encontraría el terrible caso de Ana Julia Quezada, que asesinó al pequeño Gabriel, el hijo de su pareja de entonces.

Esta unión de celos y venganza en el seno de la familia o en las relaciones es un mal que, aunque excepcional, se repite de manera reiterada a lo largo del tiempo, puesto que a veces nos llegan noticias de asesinatos de mujeres por parte de sus exparejas y ante la presencia de sus hijos pequeños.

Reflexionando sobre lo expuesto, cabe preguntarse: ¿Son los celos y los deseos de venganza dos de las pasiones más profundas que anidan en lo más hondo de hombres y mujeres y que, ocasionalmente, pueden conducir a los crímenes más espantosos? ¿Son los principios morales o éticos en los que estamos formados los frenos más eficaces para controlar los impulsos que nos pueden conducir a rechazar los deseos de venganza ante duras afrentas que pudiéramos sufrir?

Sobre la primera pregunta, y si nos atenemos a los textos de la antigüedad, especialmente, a los relatos bíblicos (que, como bien he apuntado, se pueden entender de forma simbólica), podríamos afirmar que los celos y los deseos de venganza son las pasiones humanas más arcaicas, ya que se expresan con toda nitidez en la narración de la muerte de Abel a manos de su hermano Caín.

Reflexionando sobre estos sentimientos, y acudiendo a los relatos que han configurado en gran medida el pensamiento occidental, me ha parecido oportuno abordar también el significado de aquellas imágenes pictóricas, construidas a partir de los textos bíblicos, que han quedado plasmadas en magníficos cuadros y que hoy podemos contemplar en distintos museos.

Ciertamente, si visitamos algunos de los grandes museos de arte europeos comprobaremos que a partir de algunos de los cuadros expuestos se puede rastrear la historia de las ideas, las doctrinas, las normas y las pasiones que durante siglos fueron las predominantes en la mayoría de la población. Son creencias que, en su mayor parte, nacieron a partir de los relatos bíblicos o que tuvieron sus orígenes en las mitologías de la Grecia o Roma clásicas.

Y nada mejor que comenzar a entender las ideas, creencias, mitos y pasiones humanas tomando como punto de partida la representación de La muerte de Abel realizada por cuatro pintores: Tiziano, Rubens, Novelli y Coxcie.

Brevemente expondré los argumentos del primer crimen de la historia (tomando como referencia el relato de la Biblia), ya que todos hemos escuchado la expulsión de Adán y Eva del Paraíso. También que, una vez fuera del estado de inocencia en el que vivían, concibieron a un hijo al que pusieron el nombre de Caín; más tarde nacería el segundo hijo que recibió el de Abel.

En el Génesis (libro IV, 8) se nos dice que Abel era pastor, al tiempo que su hermano mayor cultivaba la tierra. Ambos dos hacían sus ofrendas a Dios: Caín con los frutos de la tierra y su hermano Abel lo hace con la grasa de los corderos de su rebaño.

En el texto no se dan razones de por qué al poder divino las ofrendas del segundo le eran gratas, mientras que las de Caín eran rechazadas. Esta discriminación, bastante arbitraria en nuestra mentalidad actual, fue el origen de los enormes celos que se despertaron en Caín hacia su hermano. “Y cuando estaban en el campo, se lanzó Caín sobre su hermano Abel y lo mató”, según reza en el texto bíblico, sin que se especifique con qué instrumento comete el crimen.

De inmediato, la cólera divina pesó sobre la conciencia de Caín, por lo que acaba declarando que “mi culpa es demasiado grande para soportarla” y “cualquiera que me encuentre me matará”.

Tras quedarse solos, Adán y Eva posteriormente conciben un tercer hijo al que ponen el nombre de Set, uno de cuyos descendientes será Noé, destinado a convertirse a su vez en antepasado de todos los hombres después del Diluvio Universal.



A lo largo de la historia del arte, la muerte de Abel a manos de su hermano Caín ha sido representada de dos modos distintos: uno de ellos en escenas en las que aparecen ambos hermanos solos y otro con la presencia de la figura de Dios que contempla y enjuicia el crimen cometido.

En el primer modo se destaca la obra de Tiziano (1490-1576), el pintor italiano favorito del rey Felipe II. El lienzo, realizado entre 1542 y 1544, se encuentra en la iglesia de Santa María de la Salud de Venecia.

En la obra, Tiziano nos presenta a dos hermanos fuertemente musculosos y atléticos, tal como correspondían a las pinturas italianas de entonces. En un primer término aparece Abel con la cabeza ensangrentada, al tiempo que es aplastado contra el suelo rocoso por el pie izquierdo de su hermano. A su vez, Caín se muestra en contrapicado, descargando con toda su furia el arma homicida contra Abel. Al fondo de ambos aparece un humeante altar de los sacrificios, como recuerdo del motivo del primer fratricidio.

Otro de los lienzos, en el que únicamente aparecen Caín y Abel junto al altar de los sacrificios, es el que realizó el pintor alemán Peter Paul Rubens (1577-1640), dentro de la estética del barroco, predominante por aquel entonces en el arte religioso, tras la Contrarreforma que lleva adelante la Iglesia católica.

El cuadro puede contemplarse en la Courtauld Gallery de Londres. A mi modo de ver, no es de los mejores cuadros de este gran pintor, dado que las figuras de Caín y Abel se muestran muy forzadas, formando entre ambas una especie de arco para expresar el movimiento, tan característico del estilo en el que se inscribe Rubens. Quizás el autor, en ese intento de dejar espacio suficiente, buscara que el altar de los sacrificios que ambos ofrecían a Dios se apreciara con total claridad, como acontece en este caso.



La segunda modalidad, tal como he indicado, es aquella en la que tras cometer el crimen Caín se enfrenta a la pregunta que le hace Dios acerca de su hermano. Ya sabemos la respuesta del fratricida y la maldición que recae sobre él y sus descendientes.

En esta línea, en la que se muestran al autor del crimen, a la víctima y al juez supremo, se inscribe el cuadro del también pintor italiano Pietro Novelli (1603-1647), obra que se encuentra en la Galería Nacional de Roma.

El enfoque que plantea Novelli es muy distinto al de Tiziano y Rubens: en primer término, aparece Abel, yaciente en el suelo, al tiempo que Caín, aterrado por el crimen que ha cometido huye de la escena del delito y de la mirada de Dios, que surge en medio de un remolino oscuro de aire. Un Dios que, en cierto modo, se muestra más bien triste y apesadumbrado que irritado y vengativo, ante la visión del terrible hecho de las dos primeras criaturas engendradas, tal como se relata en el Génesis.

Quiero cerrar esta presentación del estudio de los celos y el consecuente deseo de venganza como las pasiones más arcaicas de los seres humanos, tomando el relato bíblico de la muerte de Abel, mostrando un cuadro que puede contemplarse en el Museo del Prado. Se trata del lienzo realizado por el pintor flamenco Michiel Coxcie (1499-1592), que realizó en el año 1550, en plena madurez pictórica.

A Michiel Coxcie, poco conocido en nuestro país, se le apodó en su tiempo ‘el Rafael de los Países Bajos’, aunque a mi modo de ver queda a bastante distancia de la brillantez creativa del pintor y arquitecto italiano Rafael Sanzio.

En este lienzo, el pintor de Flandes muestra también, en un primer término y con un gran escorzo, a Abel desnudo, al que únicamente le tapa una quijada de asno, instrumento que a Caín se le comienza a adjudicar a partir de la Edad Media, puesto que en el Génesis no se indica con qué instrumento mata a su hermano.

Más lejos se encuentra Caín, que, también desnudo, intenta ocultarse a la mirada de Dios que se le aparece envuelto en una nube y acompañado de dos querubines.

Y es que los remordimientos, estén o no basados actualmente en creencias religiosas, posteriormente surgen con intensidad en la mente del agresor, de ahí que ya en el propio relato bíblico Caín manifieste “mi culpa es demasiado grande para soportarla”, puesto que el recuerdo de la víctima acompaña al homicida.

AURELIANO SÁINZ
  • 3.11.19
La Asociación Montillana de Ayuda, Reeducación y Esperanza (Amdaré) celebrará el próximo viernes 8 de noviembre una nueva charla preventiva, impartida por el médico psiquiatra Luis Gutiérrez Rojas, que estará dirigida tanto a alumnos de 3º y 4º de ESO, como a aquellos padres que deseen formarse sobre algunos aspectos claves en la educación a sus hijos.



El encuentro, que se celebrará en las instalaciones del Hotel Don Gonzalo –que el pasado año ya acogió el taller formativo del televisivo asesor y mediador Pedro García Aguado, y el orientador y asesor familiar Francisco Castaño Mena– contará con dos sesiones dirigidas, por un lado, a los alumnos de los institutos de Montilla y otras localidades de la comarca y, por otro, al público en general.

De esta forma, tras una sesión gratuita para los estudiantes, el médico psiquiatra analizará junto a los padres y demás asistentes a la sesión vespertina –cuyo precio será de cinco euros destinados al desarrollo de otras actividades de Amdaré– para analizar aspectos claves en la madurez de los adolescentes. Un taller que, según apunta la organización, se caracterizará por sus explicaciones, de forma sencilla y amena, la importancia de conocerse bien y de saber cómo poner metas que estén a la altura de las capacidades de cada persona.

Las entradas para acudir al nuevo taller formativo impulsado por Amdaré y que será impartido por Luis Gutiérrez Rojas se encuentran disponibles al precio de cinco euros en Papelería Santana, Hotel Don Gonzalo, la tienda de moda Tú y el Estanco de Carlos Lara.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR (ARCHIVO)


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos