:::: MENU ::::

21 de febrero de 2021

  • 21.2.21
La Fundación Biblioteca Manuel Ruiz Luque ha elegido el Nobleza del Andaluzia de Gonzalo Argote de Molina como protagonista de El Libro del Mes, un proyecto puesto en marcha el pasado mes de abril –coincidiendo con la celebración del Día Internacional del Libro– con el objetivo de dar a conocer, a través de la página web de la entidad, aspectos singulares de algunos de sus títulos más selectos o extraños.


La elección de este título coincidiendo con la celebración del Día de Andalucía el próximo domingo, pone de manifiesto el cuantioso y singular fondo documental de la Fundación, tanto de impresos como de piezas manuscritas, cuyo contenido está relacionado con la historia local de numerosos pueblos y ciudades de España, y más concretamente de Andalucía.

"Aprovechando que en el mes de febrero celebramos el Día de Andalucía, entendemos que es momento oportuno para acercar uno de estos libros primordiales en los que encontramos ese necesario punto de partida que nos permite conocer algunos aspectos históricos que han contribuido a moldear las ciudades de nuestra comunidad autónoma", indica la directora de la Biblioteca-Fundación, Elena Bellido, sobre esta obra del siglo XVI.

Según confiesa Gonzalo Argote de Molina en las páginas preliminares de Nobleza del Andaluzia, fue Felipe II quien dispuso que redactara esta obra, con el propósito de «escrevir el principio de la fundación de la ciudades, villas y lugares de Andaluzia, y la sucession de los Linajes nobles, que las poblaron». Sin duda, se trataba de una magna composición que, para proceder a su redacción, el autor habría de contar con una reconocida trayectoria humanística, así como del suficiente crédito para que el mismo Monarca le solicitara semejante encargo.

El plan que estaba previsto para dar forma y contenido a la obra abarcaba, inicialmente, el estudio histórico de las ciudades y villas, «desde sus principios», de los tres reinos que conformaban la geografía andaluza anteriormente a la incorporación del territorio granadino en 1492: Córdoba, Jaén y Sevilla, además de incluir un estudio genealógico de los principales linajes nobiliarios asentados en estos lugares.

Sin embargo, Argote de Molina solo llegó a ver la luz una primera parte del trabajo completo, dedicado al reino de Jaén, en el que se incluyen los dos primeros libros de los cuatro proyectados. De este modo, las partes correspondientes a Córdoba y Sevilla nunca se dieron a la imprenta, ni consta que Argote las terminara.

Nobleza del Andaluzia fue la obra a la que Argote de Molina dedicó un mayor esfuerzo, tiempo y preparación de cuantas compuso, también la más divulgada pues no se limitó a tomar datos recogidos en crónicas que le precedieron, sino que se preocupó por obtener mejor información en otras fuentes documentales, procediendo a un hábil contraste. De este modo, su “metodología” y resultados obtenidos le valieron el crédito de historiador responsable, convirtiendo sus escritos y apuntes en fuentes para la historiografía posterior.

Una obra de referencia de la que la Fundación Biblioteca Manuel Ruiz Luque cuenta con un ejemplar de la primera edición, junto a una reimpresión datada en 1867 que incluye el retrato que Francisco Pacheco dedicó a Gonzalo Argote de Molina.

REDACCIÓN /ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos