:::: MENU ::::

5 de agosto de 2020

  • 5.8.20
El Club Baloncesto Montilla inicia una nueva etapa deportiva de la mano de su nueva junta directiva, encabezada por Florencio Ramos, que trabaja ya en la confección de un proyecto deportivo, económico y social para los próximos cuatro años. La nueva singladura arrancó a finales del pasado mes de julio, con el objetivo principal de "recuperar la seña de identidad histórica del club", uno de los grandes referentes del baloncesto en la provincia.



El proyecto de la nueva junta directiva, que dirigirá el club hasta el año 2024, volverá a tener como propósito primordial la filosofía de educar en valores a través del baloncesto, una línea de trabajo que lleva ligada a la entidad en sus más de 30 años de historia. A su vez, se apostará por potenciar la cantera montillana y de las poblaciones limítrofes, haciendo partícipes de la entidad a todos sus patrocinadores y colaboradores, así como a padres y madres.

Según Florencio Ramos, su intención al asumir el cargo no es otra que la de “continuar trabajando como han venido haciendo mis predecesores”, con la idea de “seguir creciendo como club, tanto a nivel institucional como deportivo”.

La Vicepresidencia del Club Baloncesto Montilla ha recaído en Marisol Jiménez, quien ya formó parte de la anterior junta y, además, es madre de jugadores del club, por lo que ya cuenta con experiencia en distintos ámbitos. Entre las labores de su cargo está la elección de la vestimenta y material deportivo, aunque su gran propósito es “formar y educar valores, conseguir, dentro de nuestras posibilidades, grandes metas y formar una gran familia entre directiva, entrenadores, jugadores, padres y madres”.

Desde la Secretaría y la Tesorería trabajará Laura Carmona, una persona vinculada al club desde pequeña, primero como jugadora y, más recientemente, como entrenadora del equipo de Discapacidad Intelectual. Entre sus cometidos estarán los de gestionar subvenciones, redactar las actas y custodiar los libros oficiales, o informar a la junta sobre la lista de asuntos que se vayan a abordar en las reuniones.

En este sentido, Carmona destaca que el objetivo de la junta directiva para este año es “intentar que haya una comunicación fluida y que el club salga adelante como en todos estos años”, además de “captar nuevos jugadores y que no pare el baloncesto”. Un apartado en el que trabajará en sintonía también desde Tesorería con Francisco Algaba, igualmente vinculado al club desde categoría Mini y actualmente jugador del Senior, además de entrenador del equipo de Discapacidad Intelectual. El propósito, en definitiva, sería “lograr una optimización en la gestión de los recursos económicos de la entidad”.

El apartado puramente deportivo correrá a cargo de Pedro Barbero, quien asumirá las labores de la Dirección Técnica del club. Licenciado en Ciencias de la Actividad Física y Deporte y profesor del Ciclo Formativo de Grado Superior en Animación Sociodeportiva en el IES Emilio Canalejo Olmeda, Barbero avanza que “en esta nueva etapa, a nivel deportivo y, sobre todo, en las categorías base, nos planteamos unos objetivos más orientados al ámbito formativo y educativo, con los que intentaremos implantar una metodología de trabajo común basada en la planificación de contenidos y utilizando el juego como medio de trabajo fundamental”.

Finalmente, como vocales estarán María Herrador, exjugadora y entrenadora, así como colaboradora del club en el apartado de diseños y montajes gráficos, y Esther Márquez, cuyo vínculo parte como madre de uno de los jugadores de la entidad, que tratará de actuar como enlace directo entre el club y los padres, con el fin de favorecer y fortalecer una adecuada educación.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL




DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos