:::: MENU ::::

28 de noviembre de 2018

  • 28.11.18
Comprar una casa puede llevar muchos quebraderos de cabeza, y no solo a la hora de reunir el suficiente dinero para hacer este paso o escoger el barrio ideal. Decidir cómo decorar y distribuir el inmueble puede ser la causa de muchas discusiones de pareja, ya que no necesariamente se tienen que tener los mismos gustos. Es por esto que los expertos recomiendan que, siempre que lo permitan las dimensiones de la vivienda, cada uno tenga como mínimo un espacio que puedan sentir suyo.



Si a uno de los dos les gusta especialmente jugar al póquer, existen muchas posibilidades para crear un casino casero que para nada desentone con el estilo del resto de la casa. Las salas de apuesta suelen asociarse con el glamur hortera y ostentoso de Las Vegas, pero lo cierto es que pueden ser también elegantes y discretas. En cualquier caso, antes de empezar a diseñar dicha habitación, no te pierdas los consejos que te presentamos a continuación.

Esenciales para jugar a póquer online

Lo primero que deberías tener en cuenta es la modalidad de juego a la que disfruta jugando tu pareja. Tu lista de esenciales variará considerablemente si sabes que él o ella solo apuesta en plataformas de póquer online o si también lo hace organizando alguna partida en casa con los amigos. En el primer caso, será necesario comprar un escritorio suficientemente grande en el que colocar un ordenador de sobremesa o portátil desde el que se pueda acceder a Internet.

Asimismo, resultará clave adquirir una silla cómoda y ergonómica que le ayude a concentrarse en el juego cuando esté en plena partida. Pasar horas y horas frente una pantalla con la misma postura tiene inevitablemente consecuencias físicas tales como el agarrotamiento muscular y otros dolores. Puedes complementarlo con unos suaves cojines a conjunto y una manta bien gruesa de la que tu pareja pueda disponer en las noches frías de invierno.



Mesa y tapete para timbas caseras

Para los más tradicionales, en cambio, será imprescindible contar con una mesa -a ser posible redonda- que situaremos en el centro de la habitación. Eso le dará armonía al espacio y convertirá este mueble en el elemento más importante del cuarto. El número de sillas a distribuir alrededor es opcional, ya que siempre podrán utilizarse aquellas que se tengan por casa de manera puntual. Eso sí, procura que las que se queden en el casino casero tengan el mismo diseño.

Como sabrán los más habituales de las salas, toda mesa de casino debe contar con un tapete verde, a ser posible antideslizante, que cubra toda la superficie. Quizás te sea algo complicado encontrar uno que encaje perfectamente con las dimensiones de la mesa, por lo que recomendamos comprar ambas cosas a la vez. Es incluso mejor apostar por una de las mesas que ya incluyen tapete que fácilmente encontrarás en tiendas en línea, aunque suele ser la opción más cara.



Muebles y estanterías para lucir trofeos

Todo cuarto dedicado al póquer debe tener un lugar específico en el que poder exhibir las copas, las medallas y los premios conseguidos por el aficionado al juego de la casa, en caso de que se tenga alguno, claro está. Además, disponer de una habitación exclusivamente para este hobby hace que todos estos objetos, que resultarían una molestia en otras estancias, consigan no desentonar. Será la forma perfecta de matar dos pájaros de un tiro.

Si se trata de hacer las cosas más fáciles, no hay que olvidar incluir una cajonera donde poder guardar varias barajas de cartas –muchos amateurs del póquer hacen colección– y todas las fichas. No hay mejor forma de tener ordenada la habitación. Por otro lado, resultará casi indispensable también dedicar un rinconcito a los entremeses y tentempiés, que puedes almacenar en un armario discretamente, o incluso colocar una pequeña nevera para refrescos de todo tipo.

Últimos toques: decoración e iluminación

Por último, con todo lo esencial ya instalado, es hora de dar un toque de personalidad al espacio. Para ello, resulta una buena idea colgar en las paredes fotografías de jugadores clásicos, de partidas clave en la historia o de momentos del aficionado de la casa jugando al póquer. Si quieres darle un aire más chic y refinado, es recomendable revelar las imágenes en blanco y negro y enmarcarlas con un marco a conjunto con otro elemento de la sala, como una alfombra o las cortinas.

Pasando a un aspecto más técnico, una buena iluminación cambiará por completo la atmósfera de la habitación. Quienes opten por el juego online deberán contar con una lámpara de escritorio adecuada que no les haga forzar la vista. En cambio, si tu pareja es de organizar timbas caseras a menudo, el cuarto deberá contar con una fuente de luz encima de la mesa, pero vigila que no sea ni demasiado potente ni demasiado floja. Al fin y al cabo se trata de que los jugadores vean bien las cartas.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos