:::: MENU ::::

29 de julio de 2016

  • 29.7.16
Los jóvenes están cada vez más interesados en comprar productos de calidad, por lo que, a la hora de elegir un vino, consideran que la Denominación de Origen es un factor más decisivo que el propio precio del producto. Así se recoge en una investigación realizada a través de Internet por Movimiento Vino D.O., una iniciativa promovida por la Conferencia Española de Consejos Reguladores Vitivinícolas (CECRV) que tiene como objetivo acercar al público joven los valores de los vinos amparados por cualquier Denominación de Origen.



Los resultados de la consulta, realizada durante el mes de junio entre un universo de un millar de personas, reflejan que los factores a los que más atención se presta a la hora de adquirir un vino son la calidad (93%) y que el vino tenga Denominación de Origen (74%). Los participantes aseguran fijarse más en estos dos factores antes que en el precio, algo que reconoce importante el 61 por ciento de los consultados, aunque ya en un tercer puesto. La marca sólo es un factor determinante para el 16 por ciento.

La investigación desvela, igualmente, que "la Denominación de Origen es sinónimo de calidad". Así, preguntados por la importancia de que un vino está amparado por esta certificación de calidad, un amplísimo 96 por ciento lo considera como “fundamental” y solamente un 4 por ciento asegura no darle importancia a consumir vinos sin características propias y diferenciales del medio geográfico del que proceden y en el que se producen.

El vino tinto reina entre las preferencias de los usuarios y casi el 80 por ciento se decanta por este tipo de caldo, aunque el vino blanco también es muy mayoritario y es elegido por un 44 por ciento de los consumidores jóvenes. Los espumosos (16%) los rosados (15%) y otros, como los finos, de licor o dulces (12%), también aparecen entre las preferencias de los consultados, aunque en menor medida.

Para la gran mayoría de los participantes en esta investigación impulsada por la CECRV, el momento ideal para compartir un vino amparado por una Denominación de Origen es "en un acto social y de disfrute" y un 76 por ciento asegura que le gusta compartirlo con amigos y también con la pareja (71%).

En la encuesta lanzada por Movimiento Vino D.O. a través de las redes sociales han participado 956 personas, de las que 544 son mujeres y 412 hombres. En cuanto a la edad, el 70 por ciento tiene entre 18 y 40 años; de ellos, el 49 por ciento está entre los 31 a 40 años y el 21 por ciento, de 18 a 30 años. El 30 por ciento restante son mayores de 40.

Movimiento Vino D.O.

Movimiento Vino D.O. es la primera campaña de comunicación que ponen en marcha las Denominaciones de Origen Protegidas (DOP) del vino. Se trata de una iniciativa promovida por la Conferencia Española de Consejos Reguladores Vitivinícolas (CECRV), la organización que representa a las DOP y representa el compromiso conjunto de las mismas para situar el vino con calidad certificada más cerca del público en general y de los jóvenes en particular.

La CECRV es una asociación sin ánimo de lucro que protege y promueve la riqueza, calidad y diversidad de los vinos con Denominación de Origen y defiende los intereses comunes y generales de las mismas. Constituye un foro permanente de encuentro y diálogo entre sus miembros para identificar y abordar retos comunes y fijar compromisos conjuntos relacionados con la protección y mejora del vino de calidad, su promoción y protección normativa.

Las 52 DOP que forman parte de CECRV, más del 80 por ciento de las que existen en España, agrupan a 3.740 bodegas de todo el país, que comercializan casi diez millones de hectolitros de vino, la inmensa mayoría envasado, según datos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos