:::: MENU ::::

26 de agosto de 2016

  • 26.8.16
La próxima edición de la Fiesta de la Vendimia Montilla-Moriles rendirá tributo al Inca Garcilaso de la Vega, coincidiendo con la conmemoración del cuarto centenario de su fallecimiento. De este modo, junto a la designación del escritor peruano Fernando Iwasaki como pregonero de esta fiesta declarada de Interés Turístico Nacional, destaca en esta sexuagésimo primera edición el nombramiento de la Ruta Quetzal como capataz de honor de los vinos de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles.



"Montilla debe seguir profundizando en dos de sus recursos diferenciadores, el vino y la cultura", defendió el alcalde de la ciudad, Rafael Llamas, durante la presentación del programa de actos de la fiesta, que tuvo lugar en la vivienda en la que residió durante treinta años el autor de Los Comentarios Reales. En ese sentido, el primer edil montillano se mostró convencido del "gran potencial económico" que representan estos dos elementos que "no solo generan reconocimiento exterior" sino que, a su juicio, también favorecen la generación de empleo.

El primer edil montillano fue el encargado de presentar el cartel de la fiesta, junto a la concejala de Festejos, Lola Casado, y a los representantes de los otros dos colectivos organizadores: el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles –con su gerente, Enrique Garrido, a la cabeza– y la Hermandad del Señor en la Santa Cena, María Santísima de la Estrella y Nuestra Señora de las Viñas –representada por su hermana mayor, Valle Ríos–.

Aunque el grueso de las actividades se desarrollará entre el 2 y el 5 de septiembre próximos, los actos de la Fiesta de la Vendimia comenzaron el fin de semana pasado con la elección de la Vendimiadora Mayor, un honor que este año ha recaído en la joven montillana Marina Sierra Rodríguez, que estará acompañada por su corte de damas, formada por Natalia Marqués Gálvez, Rocío González Millán, Lidia Duque Muñoz, Nuria Alférez Sánchez, Nerea García Rambla y Cristina Castro Serrano, todas ellas en representación de colectivos vecinales y culturales del municipio.



Tras la celebración mañana de la cuadragésimo segunda edición de la Cata Flamenca –considerada uno de los mejores festivales que existen a nivel nacional y que, este año, reunirá a artistas de la talla de María Toledo, Farruquito o Antonio Mejías– la primera cita oficial en el marco de estas fiestas tendrá lugar el viernes 2 de septiembre, a partir de las 22.30 de la noche, con el pregón del historiador y escritor peruano Fernando Iwasaki, columnista del diario ABC y director de la Fundación Cristina Heeren de Arte Flamenco.

Nacido en Lima en 1961, el pregonero de la Fiesta de la Vendimia 2016 mantiene estrechos vínculos afectivos con Montilla, donde conserva grandes amigos, entre los que destacan el bibliófilo Manuel Ruiz Luque, el director de la Casa de las Aguas, José Antonio Cerezo, o el cronista oficial de la ciudad, José Rey. Además, en 1996 fue el encargado de la edición de las Jornadas contadas a Montilla y, cuatro años más tarde, dedicó un libro al proceso diocesano de San Francisco Solano, editado por Bibliofilia Montillana.

Un día después tendrá lugar el nombramiento de la Ruta Quetzal como Capataz de Honor de la Fiesta de la Vendimia Montilla-Moriles. "Los vinos de Montilla-Moriles forjan lazos de amistad igual que lo hace la Ruta Quetzal, por eso queremos reconocer con este nombramiento a este viaje iniciático que ha inoculado el amor por el Nuevo Continente a más de diez mil jóvenes de sesenta nacionalidades, auténticos embajadores de la interculturalidad y del mestizaje", defendió el alcalde.

De este modo, este programa auspiciado por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, que combina la educación en valores, con el intercambio cultural, la formación en emprendimiento social y la aventura, se erigirá a lo largo de todo un año en defensor de los vinos de la zona Montilla-Moriles, a partir del acto que tendrá lugar el próximo sábado 3 de septiembre en el mismo castillo donde los expedicionarios pernoctaron el pasado 22 de julio tras su intensa visita a la ciudad.



Por último, la tradicional pisa de la uva y la ofrenda del mosto a la Virgen de las Viñas tendrá lugar el domingo 4 de septiembre en la remozada Plaza de La Merced que, un día más tarde, acogerá también el concurso de destreza en el oficio organizado por el Consejo Regulador de la DOP Montilla-Moriles y cuya inscripción ya se encuentra abierta en su sede de Envidarte.

El programa de actos de la LXI Fiesta de la Vendimia Montilla-Moriles, que puede consultarse pulsando sobre este enlace, se extenderá hasta finales de septiembre, con actividades tan significativas como la Fiesta del Vino y la Tapa, el Acuatlón "Ciudad de Montilla", la Jornada de Puertas Abiertas en Bodegas y Lagares o las Noches de Vendimia en la Plaza de La Rosa, promovidas por el Restaurante Los Arcos, la Taberna La Temporá, la Taberna de Los Barriles y Tentempié.

Una fiesta declarada De Interés Turístico

La Fiesta de la Vendimia está declarada de Interés Turístico Nacional y tiene su origen en la Feria Real de Belén, concedida en virtud de una instancia dirigida al Consejo Real por Fermín Antonio Lumbreras en nombre de Francisco Rioboó y del procurador general montillano José Matías de Luque.

En 1816, el Rey Fernando VII autorizó la celebración de la feria durante los tres primeros días de septiembre. "Se trata de una de las fiestas de la vendimia más antiguas de España", destacó el alcalde de Montilla, Rafael Llamas, durante el acto de elección de la Vendimiadora Mayor y de su corte de damas.

J.P. BELLIDO / I. TÉLLEZ
REPORTAJE GRÁFICO: JOSÉ ANTONIO AGUILAR
  • 26.8.16
El patrimonio histórico y los recursos culturales de Montilla, unidos a su extenso patrimonio enológico, son las principales bazas turísticas de la ciudad, según se desprende del último balance realizado por la Delegación de Promoción Turística sobre las consultas atentdidas a lo largo del año 2015 en la Oficina Municipal de Turismo.



Durante el pasado año 2015, el 88 por ciento de los turistas que demandaron información a través de los servicios turísticos municipales se interesaron por los recursos culturales existentes en Montilla, desde museos a centros de interpretación y monumentos.

De ellos, más de 5.700 visitantes de los 9.400 que acudieron a la Oficina de Turismo a solicitar información sobre este tipo de recursos, solicitaron información sobre la Casa del Inca, que el pasado año se convirtió en uno de los espacios más visitados de la ciudad.

Asimismo, según los datos recabados por la Delegación de Promoción Turística, las iglesias y monumentos religiosos fueron otro de los grandes atractivos del municipio para los turistas que recalaron en la ciudad durante el pasado año –un 18 por ciento de las consultas sobre recursos culturales–.

Junto a los recursos culturales, el turista que llega a Montilla, en su mayoría procedente de la comunidad autónoma andaluza, lo hace en muchos casos llamado por la tradición vitivinícola, "que sigue siendo el principal factor de atracción". Así, a lo largo del año 2015 fue objeto de un total de 1.150 consultas en la Oficina Municipal de Turismo, una cifra que, si bien demuestra el alto interés de los visitantes por la tradición vitivinícola, no refleja el peso real de este recurso en el turismo que recibe la ciudad pues, según apunta la propia Oficina de Turismo, "muchos de los usuarios del servicio de información ha reservado previamente con bodegas, lagares o tonelerías".

Por ello, el enoturismo es uno de los pilares fundamentales del Plan Estratégico para el Turismo, diseñado por el Ayuntamiento de Montilla para el trienio 2016-2018, con iniciativas como la Ruta de los Lagares de la Sierra de Montilla y el Concurso Internacional de Vinos Ecológicos Ecoracimo.

Asimismo, a través de este plan que pretende impulsar y potenciar el peso que el sector turístico tiene en la economía montillana, se apuesta por desarrollar otros sectores como el turismo medioambiental o el deportivo, además de potenciar el turismo monumental y cultural.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR
  • 26.8.16
Quinto compromiso de pretemporada para el cuadro vinícola, en el que los pupilos de Álvaro Reyes volvieron a ceder una derrota, esta vez por la mínima, ante el Atlético Porcuna C.F. en el Estadio Municipal de Fútbol de Montilla. En un choque igualado, ni montillanos ni porcunenses consiguieron el dominio del esférico, siendo escasas las ocasiones de gol y el fútbol mostrado en ambos bandos.



De este modo, el choque comenzaba con un visible cariz físico, viéndose a dos equipos con intenciones de mostrar su juego pero sin conseguirlo del todo. A los 15 minutos, llegó la primera oportunidad para los visitantes, con un disparo de Miqui por encima del larguero. Diez minutos después respondía Jesús Robles que, con un cabezazo dentro del área, a punto estuvo de anotar el primer tanto, todo ello tras la salida de un córner.

Tras estas dos acciones, el choque entró en una fase de juego pausado, en la que el Montilla mostró mayor presencia en las inmediaciones de su rival. No obstante, los acercamientos fueron esporádicos. Por parte visitante, Soto, con un disparo al lateral, y Cuevas, con un lanzamiento que se marchó rozando el larguero, cerraron la primera mitad.

Tras el descanso, ambos equipos cambiaron su dibujo con numerosos cambios, situación que no alteró la perspectiva del encuentro. Fruto de ello, los aficionados tuvieron que esperar hasta el minuto 73 para ver la acción que modificaría el marcador. Un córner desde el lado derecho era rematado por Caballero al fondo de las mallas, adelantando a los porcunenses. Premio excesivo para los méritos de uno y otro equipo, siendo la igualada el resultado más justo hasta el momento.

De ahí al final, un despeje desviado por la defensa visitante hacia su propia portería a punto estuvo de hacer justicia en el marcador. Sin embargo, el esférico se marchó rozando el poste. Instantes después, se llegaba a la conclusión de la contienda.



Nuevo tropiezo auriverde que deja un balance de cuatro derrotas y un empate en lo que va de pretemporada para los montillanos. La próxima cita para los vinícolas llegará este viernes, a las 20.30 de la tarde, ante el C.D. Pedrera, en un encuentro que tendrá lugar en la localidad sevillana.

Montilla C.F. 0 -- 1 Atlético Porcuna C.F.

Montilla C.F.: Isaac, Antonio Luque, Jesús Robles, Manolo Luque, Paco Ruiz, Joseda, Tete, Sergio Romero, Miguel Ángel, Emi y Emanuelle. También jugaron Víctor, José Rambla, Cobos, Paco Espejo, Jesús del Moral, Luis García, Jorge, Carlos Arce y Jordano.

Atlético Porcuna C.F.: Juanlu, Figue, Ángel, Jorge, Carrasco, Cañada, Kiko, Caballero, Soto, Cuevas, Miqui. También jugaron Monty, Álex, Aitor, Blas, Gabri y Raúl.

Goles: 0-1 Caballero (m. 73).

Incidencias: Partido correspondiente a la pretemporada, disputado en el Estadio Municipal de Fútbol de Montilla ante unos 100 espectadores.

J.L. GÁLVEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍAS: J. L. GÁLVEZ
  • 26.8.16
La Diputación de Córdoba, a través del Instituto Provincial de Bienestar Social, y la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía han firmado un acuerdo de colaboración, valorado en 2.061.518 euros, para el mantenimiento de los Centros de Atención a las Drogodependencias de la provincia y el desarrollo de actuaciones de prevención e incorporación social en materia de drogodependencias y adicciones.

® AD ENTERTAINMENTS ||| PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN

Este acuerdo ha sido suscrito por el presidente de la institución provincial y del Instituto Provincial de Bienestar Social (IPBS), Antonio Ruiz, y la consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez. Junto a ellos han estado la vicepresidenta primera de la Diputación y vicepresidenta del IPBS, Felisa Cañete, y la delegada del Gobierno andaluz en Córdoba, Rafi Crespín.

El máximo representante de la Diputación ha destacado que “como refleja el III Plan de Drogas y Adicciones una de las cuestiones más importantes es la normalización, la cercanía, la descentralización, poder prestarles todos los servicios que necesitan lo más cerca posible de su hogar y el entorno social y familiar; por eso esta colaboración redunda en beneficio de las 1.854 personas que a través de la Red de Centro de Salud de la provincia reciben tratamiento”.

Ruiz ha explicado que el coste de las actuaciones a las que se refiere el convenio asciende a 2.061 518,83 euros, de los cuales la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales aporta 1.118.215 euros (el 54,24 %), el Instituto Provincial de Bienestar Social 708.321 euros (el 34,36 %) y la Diputación de Córdoba la cantidad de 234.982 euros (11,40 %).

Por su parte, la consejera de Políticas Sociales ha insistido en que “con este convenio se pretende garantizar el desarrollo de los servicios asistenciales y de reinserción social de drogodependientes y el mantenimiento de los Centros Comarcales de Drogodependencias situados en la provincia”.

Ruiz, que ha recordado que el acuerdo se firma con todas las diputaciones provinciales y los ayuntamientos de más de 20.000 habitantes, ha señalado que “estamos hablando de más de 38.000 personas las atendidas por estos servicios en nuestra comunidad autónoma con una inversión de más de 20,5 millones de euros, de los que el 50% los aporta la comunidad”.

“Es una inversión importante para acercar a la ciudadanía, sobre todo a los que tienen problemas con la droga y otras adicciones, estos servicios, tanto cuando se trata de sustancias tradicionales como del juego patológico, sustancias psicoactivas o adicción al juego por intenet”, ha insistido.

En virtud del convenio el Instituto Provincial de Bienestar Social se encargará de la gestión de los recursos conforme al III Plan Andaluz sobre Drogas y Adicciones y de realizar las actividades objeto del convenio. Igualmente, se ocupará de la coordinación de los programas que se desarrollen en el ámbito provincial.

La Consejería, por su parte, aprobará los Planes Anuales Provinciales de prestación de servicios consultando previamente a la Diputación, desarrollará programas de formación interna y coordinará todos los programas que, a nivel municipal y provincial y con carácter de experiencia piloto, se lleven a cabo en los municipios.

Datos provinciales en materia de adicciones y drogodependencias

En la provincia hay 1.854 personas en tratamiento, principalmente por sustancias psicoactivas (770 personas) y alcohol (748 personas). De la lectura de los datos provinciales se desprende un predominio de la readmisiones de hombres (42,50%) motivada por el consumo de sustancias psicoactivas (41,53%) y de alcohol (40,35%).

El perfil medio de las personas admitidas a tratamiento es un varón de unos 40 años, consumidor de alcohol, en paro y con estudios primarios o inferiores. Casi el 34% convive con su familia de origen, acudiendo a tratamiento por iniciativa propia o derivados por el médico general de Atención Primaria. La prevención se realiza a través del programa ‘Ciudades ante las drogas’, en el que participan 58 ayuntamientos cordobeses.

El importe total de los ocho convenios provinciales supera los 20,5 millones de euros de los que la Junta de Andalucía aporta casi 8,9 millones. La consejera de Políticas Sociales ha recordado que “en Andalucía hay 38.809 personas que están siguiendo algún tratamiento por adicción, en especial a los opiáceos (14.827 personas) y al alcohol (9.465), seguido de los estimulantes (7.345 personas) y cannabis (4.360 personas).

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
  • 26.8.16
La aplicación para consultar el estado fitosanitario de los cultivos a través del teléfono móvil y otros dispositivos electrónicos, puesta en marcha el pasado mes de marzo por la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía, cuenta ya con más de 1.500 usuarios que, gracias a esta herramienta, pueden acceder de forma inmediata a todos los contenidos relacionados con sanidad vegetal disponibles en la Red de Alerta e Información Fitosanitaria (RAIF).



La información, actualizada y georeferenciada, está visible a través de un sistema de información geográfica. Además, los usuarios pueden obtener información climática de más de las 200 estaciones meteorológicas con las que cuenta la Red, así como un sistema de alertas fitosanitarias, noticias y temas de actualidad relacionados con la sanidad vegetal.

La RAIF es un proyecto de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, financiado a través del Fondo Europeo de Desarrollo Rural (Feader), que ofrece información actualizada del estado fitosanitario de los principales cultivos de Andalucía.

Para ello, la RAIF cuenta con el trabajo y la colaboración de cerca de 700 técnicos de campo, fundamentalmente del propio sector productor, a partir de 4.621 estaciones de control distribuidas en las distintas zonas de cultivos y con las que aportan la información y los datos que recopilan en su trabajo diario de asesoramiento a agricultores dentro de los sistemas de Producción Integrada de Andalucía.

La RAIF recopila, procesa y pone a disposición de cualquier persona toda esa información a través de su web, mediante un sistema de información geográfica (SIG), elaborando informes, avisos, una revista digital y fichas divulgativas sobre plagas y enfermedades de los cultivos. En ese sentido, de enero a julio de este año, se han publicado 178 notas de actualidad fitosanitaria, 6 fichas técnicas, y 1.949 informes semanales de situación fitosanitaria por cultivo y provincia.

Además, cuenta con un sistema de alertas a móviles mediante sms, así como una newsletter informativa semanal a las que están suscritos cerca de 7.000 usuarios. Destaca además el trabajo que este servicio lleva a cabo en las redes sociales, con presencia en Facebook, Twitter, Linkedin, YouTube y SlideShare, y que ha atraído la atención de más de 6.500 seguidores en Facebook y cerca de 1.500 en Twitter. En ambas redes sociales se han publicado cerca de 800 entradas de enero a julio de este año.

Asimismo, la página web de la Red de Alerta e Información Fitosanitaria ha recibido en los últimos siete meses más de 38.000 visitas de 16.517 usuarios distintos, principalmente de España, pero también de Reino Unido, México, Portugal o Alemania.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

25 de agosto de 2016

  • 25.8.16
La recolección de variedades de uva tinta se encuentra ya al 15 por ciento, según el último balance de vendimia ofrecido por la Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores (Asaja-Córdoba), que destaca que la cosecha del fruto autóctono de la zona, la uva Pedro Ximenez, aún no se ha comenzado a vendimiar en la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles.



Las uvas tintas llevan más de cuatro décadas en los viñedos de la Campiña cordobesa. Las primeras variedades negras llegaron en 1973 al Cortijo de El Caño en La Rambla. Allí, el técnico agrícola Francisco Solano Bellido, fallecido el pasado año, decidió estudiar la aclimatación en la comarca de una treintena de variedades tintas, al objeto de poder diferenciar en su sistema de plantación factores experimentales como la calidad, la producción y la época de maduración del fruto.

Tras haber asesorado a firmas bodegueras tan reconocidas como Domecq, Garvey o González Byass en Jerez de la Frontera, Solano Bellido se propuso elaborar en Montilla un vino multivarietal con 26 tipos de uva tinta diferentes, plantados a lo largo de toda la experiencia. La producción de este caldo genuino se llevó a cabo en el lagar montillano de Las Capotas y tuvo como resultado la elaboración de un vino de "excelente calidad", tal y como subrayaron varias publicaciones especializadas de la época.

La vinificación, que se llevó a cabo en una tinaja de barro de 15 arrobas, corrió a cargo del perito agrícola Juan Portero Laguna, técnico del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles, quien recuerda que aquel primer vino tinto que salió de viñedos de la Campiña cordobesa era "muy afrutado, con un buen color, cargado de matices y buen aroma, a pesar de que las microvinificaciones son muy difíciles de controlar".

Los buenos resultados obtenidos en esta primera experiencia animaron a Francisco Bellido a plantar vides de la variedad cabernet sauvignon en tres fanegas de tierra situadas en El Vicario, una finca de la Sierra de Montilla, propiedad de Bodegas Cobos. A su vez, la vinificación de esta primera cosecha más amplia fue dirigida por el enólogo montillano Miguel Cruz.

Dos décadas más tarde, las cooperativas montillanas Nuestra Señora de La Aurora y La Unión comenzaron a trabajar con variedades de uva tinta en dos plantaciones experimentales situadas en el término municipal de Montilla, con el fin de analizar la aclimatación en la comarca de una veintena de variedades.

De las 800 hectáreas de uva tinta que existen en el marco vitivinícola cordobés, más de 600 pertenecen a socios de la cooperativa La Unión, lo que significa que el 85 por ciento de los caldos amparados por el indicativo Vinos de la Tierra de Córdoba sale de esta entidad fundada en 1979 por un grupo de agricultores impulsados por la Unión de Agricultores y Ganaderos (UAGA).

Otra de las entidades de referencia en la elaboración de vino tinto es la cooperativa Nuestra Señora de La Aurora que, junto con La Unión y la cooperativa San Acacio de Montemayor, moltura la mayor parte de la uva tinta que se produce en la comarca. En Montemayor, las primeras plantaciones de esta clase de uva se realizaron en el año 2000, al amparo de las ayudas que la Unión Europea concedió para la reconversión y la reestructuración del viñedo de la zona Montilla-Moriles. Con todo, la primera cosecha de variedades tintas en la cooperativa San Acacio no llegaría hasta el mes de agosto de 2002.

En la actualidad, la sociedad montemayorense cuenta con más de 30 hectáreas de viñedos de variedades tintas. De ellas, un 80 por ciento están dedicadas a la variedad syrah; un 15 por ciento a uva tempranillo y el cinco por ciento restante a tintilla de Rota.

Buena calidad del fruto

El último balance de vendimia ofrecido por Asaja confirma que la calidad de la uva es buena, ya que "las noches están teniendo temperaturas moderadas que harán que no haya problemas en la maduración” del fruto, desde que a principios de este mes comenzara la vendimia en la zona Montilla-Moriles. Por tanto, las condiciones climáticas “están siendo favorables para la concentración de azúcares y la viña está muy sana en lo que a plagas y enfermedades se refiere”.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos