:::: MENU ::::
Mostrando entradas con la etiqueta Nadie atrás [Santiago Martín Gallo]. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Nadie atrás [Santiago Martín Gallo]. Mostrar todas las entradas

16 de abril de 2019

  • 16.4.19
Los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y las 169 metas de la Agenda 2030 demuestran la magnitud de esta ambiciosa nueva Agenda universal y estimulan para los próximos 11 años a la acción en temas de importancia crítica para la humanidad y para el planeta y, en particular, para el lugar donde vivimos: nuestros territorios.



En relación a las personas, la Agenda propone el fin de la pobreza y el hambre en todas sus formas y dimensiones y velar para que todos los seres humanos puedan realizar su potencial con dignidad e igualdad y en un medio ambiente saludable.

Con el planeta se establece un pacto de protección contra la degradación, con un consumo y una producción sostenibles, una gestión responsable de los recursos naturales y medidas urgentes para hacer frente al cambio climático, de modo que puedan satisfacer las necesidades de las generaciones presentes y futuras.

A la prosperidad la Agenda le concede la importancia de velar por que todos los seres humanos puedan disfrutar de una vida prospera y plena y por que el progreso económico, social y tecnológico se produzca en armonía con la naturaleza.

Establecen los objetivos que los estados miembros de la ONU están decididos a propiciar sociedades pacíficas, justas e inclusivas, que estén libres del terror y de la violencia, pues no hay desarrollo sostenible sin paz, ni paz sin desarrollo sostenible.

Finalizando el quinto tripe de la Agenda, las alianzas establecen la necesidad de movilizar los medios necesarios para implementar los ODS mediante una alianza mundial para el desarrollo sostenible. Es importante destacar que los 17 objetivos tienen un vínculo entre ellos y si conseguimos lo que se ambiciona en cada uno de los aspectos de la Agenda, mejorarán notablemente las condiciones de vida de todas las personas y nuestro mundo se transformará en un lugar mejor.

Las metas y los indicadores que se establecen en la Agenda 2030 son realizados y recolectados en los barrios, en las comunidades, villas, municipios... en el lugar donde viven las personas el día a día. Es aquí donde es importante realizar la localización de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Para poder comprometernos con lo establecido en los ODS es importante conocer cada uno de ellos para poder empoderar a los lectores de esta nueva agenda universal y su impacto en nuestros territorios, nuestras ciudades, nuestros pueblos y nuestros barrios. Nuevos paradigmas, nuevos comportamientos, nuevas acciones y formas de vivir de los ciudadanos que serán necesarios para el cumplimiento de las metas, de ahí que precisemos prepararnos para ello.

SANTIAGO MARTÍN GALLO

9 de abril de 2019

  • 9.4.19
La Agenda 2030 es un plan de acción en favor de las personas, del planeta y de la prosperidad. El 25 de septiembre de 2015, los Estados miembros de las Naciones Unidas acordaron 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible como parte de la agenda de desarrollo Post 2015: la Agenda 2030.



La pobreza, el hambre, la vida sana, la educación, el género, el agua y el saneamiento, la energía, el crecimiento y el trabajo decente, las infraestructuras, las desigualdades, las ciudades, el consumo y la producción, el cambio climático, los océanos, los ecosistemas, las sociedades pacificas e inclusivas y la alianza mundial global son las bases del nuevo contrato social para un mundo sostenible, ratificado por 169 países.

Todos estos temas que forman parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible cuentan a su vez con acciones, programas, proyectos, recursos y metas directa o indirectamente relacionadas con el trabajo diario de los ayuntamientos y de los gobiernos regionales, que son responsables políticos, catalizadores del cambio y del nivel de administración en mejor situación para estructurar los objetivos globales con las comunidades locales. Esa es una misión esencial para los próximos diputados y alcaldes que habrán de ser elegidos en las próximas semanas.

La inclusión del Objetivo 11 en la Agenda 2030, que es hacer que las ciudades y los asentamientos urbanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles, es una oportunidad y un desafío para las comunidades locales por la necesidad de la constitución de un modelo de gobernanza que posibilite el ejercicio de manifestación de los diversos sectores de la sociedad con estas temáticas, que corresponden al día a día de las personas en todos los pueblos de Andalucía, de la Península Ibérica y de Europa.

Reconoce la erradicación de la pobreza en todas sus formas y dimensiones como condición sine qua non para el desarrollo, siendo éste el mayor desafío al que se enfrenta el mundo. En momentos históricos como los actuales es importante reconocer el valor que la Agenda proporciona a la misión de liberar a la humanidad de la tiranía de la pobreza y de las privaciones, a sanar y proteger nuestro planeta, condición básica para el mantenimiento de las libertades fundamentales.

La hoja de ruta de esta última oportunidad de salvar la humanidad está en el tablero de juego desde 2015 y ya pasaron casi cinco años desde que comenzó, pero todavía queda mucho por hacer. ¡Adelante, Europa! ¡Entre todos podemos conseguirlo!

SANTIAGO MARTÍN GALLO

2 de abril de 2019

  • 2.4.19
El origen del concepto de "desarrollo sostenible" está asociado a la preocupación creciente existente en la comunidad internacional y en los países, en las últimas décadas del siglo XX, al considerar el vínculo existente entre el desarrollo económico y social y sus efectos más o menos inmediatos sobre el medio natural.



El desarrollo sostenible satisface las necesidades de la generación presente, sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras de satisfacer sus propias necesidades. El desarrollo sostenible ha emergido como el principio rector para el desarrollo mundial a largo plazo. Consta de tres pilares y trata de lograr, de manera equilibrada, el desarrollo económico, el desarrollo social y la protección del medio ambiente.

La primera Cumbre de la Tierra, celebrada en Río de Janeiro, Brasil, en 1992, adoptó como objetivo político el concepto de desarrollo sostenible y dio paso a un conjunto de acuerdos internacionales llamados a afrontar varios problemas ambientales. Numerosos países, entre ellos Cuba, incluyeron dicho objetivo en su Constitución u otros cuerpos legales, y han creado ministerios, agencias o institutos que promueven este propósito, como es el caso de España.

Tanto en Naciones Unidas como en sus agencias especializadas, al igual que en los gobiernos europeos y en otros organismos internacionales, como el caso de la Unión Europea, la agenda ambiental ha ganado un espacio mucho más amplio, de modo que el flujo de recursos financieros y las acciones de divulgación sobre los recursos naturales y el medio ambiente se han multiplicado.

En septiembre de 2015, los jefes de Estado y de Gobierno, incluidos todos los países de la Unión Europea, acordaron reconducir al mundo por el camino del desarrollo sostenible, a través de la adopción de la Agenda 2030. Esta agenda para el desarrollo mundial consta de 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible, los ODS, que plantean medidas cuantitativas en las dimensiones económica, social y ambiental.

La Agenda 2030 se compromete a alcanzar estos objetivos en once años, hasta 2030, y hacerlo para todos, en todo el mundo, asegurando que "nadie se quede atrás". Los objetivos nos proporcionan un plan de acción en favor de las personas, el planeta, la prosperidad, la paz y las alianzas.

La adopción de los ODS hace que en España y algunas ciudades en Andalucía se están planteando interrogantes con respecto a la implementación y localización de dichos objetivos. ¿Cómo ponemos en práctica estos ambiciosos objetivos mundiales? ¿Qué papel desempeñan los ayuntamientos? ¿Cuál es el papel de la sociedad civil, los colectivos, los inmigrantes, el sector del conocimiento y los empresarios en la localización de los ODS? Este es el mayor desafío que España y Andalucía tienen para los próximos años: salvar el mundo y reducir las desigualdades. ¡Manos a la obra!

SANTIAGO MARTÍN GALLO


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos