:::: MENU ::::

13 de abril de 2019

  • 13.4.19
El Área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Montilla ha denunciado esta tarde nuevos actos vandálicos en el Aula de la Naturaleza ubicada en el Cerro Don Juan, un equipamiento municipal que abrió sus puertas en 2009 para el fomento de la educación ambiental en pleno corazón de la Sierra de Montilla.



Los daños se concentran principalmente en la valla de madera que rodea el enclave, así como en varios cierres y en una de las tuberías de la cabaña que levantó el Consistorio hace una década. Se trata del segundo ataque que sufre este lugar en dos años. También en el mes de abril de 2017 se registraron destrozos de consideración en el mobiliario del aula, así como pintadas con spray de color azul en techo y paredes. De igual modo, los vándalos se hicieron con algunas de las herramientas que se estaban utilizando en las obras de rehabilitación que se estaban llevando a cabo en el entorno en el marco del Programa de Fomento del Empleo Agrario (Profea) 2016, con un presupuesto aproximado de 122.000 euros.

El Aula de la Naturaleza –que dispone de un porche, un despacho, un salón de usos múltiples y un aseo– se diseñó en 2009 evitando la presencia de barreras arquitectónicas y de materiales que no fueran respetuosos con el medio ambiente, de ahí que el Ayuntamiento de Montilla optara por instalar una cabaña de madera que, desde entonces, viene siendo utilizada también por la Asociación de Vecinos de Los Cerros.

A su vez, las instalaciones permiten conocer con más profundidad el Cerro de Don Juan, una zona de unas cinco hectáreas de extensión situada en la Sierra de Montilla, en el corazón de la Campiña Sur cordobesa. Su acceso se encuentra en el punto kilométrico 6 de la carretera que une las localidades de Montilla y Cabra, en el paraje conocido como Cuesta Blanca y constituye la única representación de monte mediterráneo en el término municipal.



En la actualidad, son escasas las zonas naturales de la comarca que albergan esa variedad de especies botánicas, entre las que destacan varios tipos de matorral mediterráneo –como el lentisco, la jara o el matagallo–, así como varias encinas centenarias cuyas dimensiones son desconocidas en esta zona.

Desde septiembre del año 2004, el Cerro de Don Juan acoge un mirador panorámico desde el que se aprecian los lugares más destacados de la Sierra de Montilla. El proyecto fue financiado por la Mancomunidad de Municipios Campiña Sur Cordobesa, en colaboración con el Ayuntamiento y con la Junta de Andalucía.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL




DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos