:::: MENU ::::

19 de marzo de 2018

  • 19.3.18
Octubre de 2017. En ese momento comenzaba una larga travesía en el desierto para el Montilla que, de manera momentánea, finalizó ayer. Veintidós jornadas después, los hombres de Rafa Reyes abandonaron los puestos de descenso tras vencer de manera brillante a La Palma C.F. por un tanto a tres.



En un choque igualado en la mayoría de fases disputadas, el plantel vinícola ganó en las áreas el intercambio de golpes y volvió a demostrar que está más vivo que nunca en la lucha por la permanencia. La fe en el trabajo realizado durante todos estos meses y la constancia comienzan a dar sus frutos.

Así, el choque comenzó con la vuelta bajo palos de Luis Javier y el retorno de Joseda al once inicial tras varias jornadas. Los primeros compases eran de mucha intensidad, con ocasiones para ambos equipos. Prieto probó al cancerbero montillano con un disparo débil que atrapó el guardameta.

Minutos después, Onieva tuvo la primera para los visitantes en un disparo con mucha intención que el guardameta palmerino rozó con los dedos para mandar el balón al larguero y posteriormente, a saque de esquina. En la ejecución del córner, Joseda remató libre de marca y su cabezazo se marchó rozando el poste.

Estos acercamientos se prolongaban con un lanzamiento de Luque muy blando a las manos de Ezequiel y cuatro minutos después, una jugada individual de Onieva finalizó con un centro al área al que Jorge no llegó por centímetros. Eran los mejores minutos de un Montilla que, sin embargo, vio cómo poco a poco su rival se asentaba en la contienda, cambiando la perspectiva con el paso de los minutos.

El juego por bandas era el mejor aliado para los locales, observándose momentos de dificultades para los laterales visitantes para cubrir las entradas desde los costados. Fruto de ello, las ocasiones comenzaban a caer del lado onubense.

Cruzado se topó con Luis Javier en un disparo a bocajarro que despejó el guardameta. Llegados al minuto 19, un mal saque del portero auriverde permitió una contra local que Galleti no supo aprovechar al errar en boca de gol un pase desde el extremo.



Las alternativas en el dominio y las ocasiones se alternaban, viéndose un partido de poder a poder que desequilibró a los 31 minutos el conjunto del Condado. Un disparo desde la frontal era desviado por Soto con tan mala suerte para los montillanos que el balón entró en la portería al desviarse su trayectoria.

Jarro de agua fría para los vinícolas que veían cómo su buen trabajo no era recompensando hasta el momento. De ahí al descanso, Joseda pudo igualar en un fuerte disparo desde el borde del área que se marchó por poco. Las precipitaciones no ayudaban a los vinícolas y, sin tiempo para más, se llegaba al descanso con ventaja rojiblanca por uno a cero.

Tras el paso por vestuarios, el Montilla salió valiente al terreno de juego. Los balones iban de área en área con rapidez pero las sensaciones de peligro eran más palpables para los visitantes. Como consecuencia de ello, el tanto del empate llegó a los 54 minutos. Un pase con inteligencia de Joseda habilitó a Onieva para internarse en el área y batir por bajo al cancerbero. Era el tanto de la igualada y con ello, el aroma del gol prendó a los auriverdes.

Jorge avisó con un disparo desde el pico del área que mandó a córner el cancerbero con una gran estirada. Era el prólogo al segundo tanto de Onieva a los 58 minutos de juego. El extremo, en un gran estado de forma, aprovechó un centro medido de Luque desde la banda izquierda para mandar el balón al fondo de las mallas con su cuerpo en línea de gol. La alegría estallaba entre la afición montillana desplazada al choque. El Montilla daba la vuelta al marcador y se acercaba a un triunfo que era media vida para sus aspiraciones.

No obstante, La Palma continuó en la pelea y Chía, con un balón al palo, tuvo el empate a los 61 minutos. Instantes después, el colegiado anulaba un gol al conjunto local por falta sobre el guardameta en un salto dentro del área. Eran momentos de fatiga en el equipo vinícola, reaccionando el banquillo con rapidez al realizarse dos cambios consecutivos. Cobos y Antonio Luque entraban en el terreno de juego, reforzándose la medular y la zona defensiva.

Pasado el susto, los vinícolas calmaban el choque y esperaban su oportunidad que llegó a los 75 minutos de juego. En ese momento, apareció la figura de Jorge, incesante en el desborde y la creación de juego para dar a los suyos la sentencia. Una jugada entre el propio Jorge y Luque era culminada por el primero con un disparo raso ante el cancerbero para establecer el uno a tres en el marcador. Justo premio para el extremo montillano, en una temporada de gran mérito.



Tete entró al terreno de juego tras el gol y, en el primer balón que tocó, mandaba un balón a los pies de Luque para que el atacante se encontrara con una excepcional parada de Ezequiel. El balón se marchó a córner y en el saque del balón parado, el esférico se posó en la cabeza de Luque para que, de nuevo, el cancerbero realizase una intervención de mérito sacando bajo palos el balón. Todo ello a los 80 minutos de juego.

Pese a los intentos visitantes, el partido no se cerró hasta el final y La Palma vendió cara su derrota. Luis Javier tuvo que realizar una gran estirada en el descuento con una mano salvadora cuando el esférico se colaba por la escuadra. Con esta ocasión, el partido quedaba prácticamente concluido y tras seis minutos de alargue, el colegiado señaló el final de la contienda.

Esta segunda victoria consecutiva deja a los montillanos en decimotercera posición, con 30 puntos, dos por encima del descenso. En esta segunda vuelta, los números de los hombres de Rafa Reyes muestran la esperanzadora metamorfosis sufrida. 17 puntos de 30 posibles con siete jornadas aún por delante, cuando en la primera vuelta solo se alcanzaban 13 puntos tras la disputa de toda la primera fase.

Con este gran sabor de boca, el plantel vinícola tendrá dos semanas sin competición debido al parón por Semana Santa. La próxima cita tendrá ya lugar en el Estadio Municipal de Montilla el domingo 8 de abril ante el segundo clasificado, el Conil C.F.

La Palma C.F. 1 -- 3 Montilla C.F.

La Palma C.F.: Ezequiel, Pablo, Manolo, Calle, Andrés, Fofi (Márquez, m. 69), Galleti, Pablo Gil (Mele, m. 46), Chía, Manu Cruzado y Prieto (Sosa, m. 55).

Montilla C.F.: Luis Javier, Víctor (Tete, m. 76), Migue Carmona, Soto, Pedro Caballero, Joseda, Onieva (Antonio Luque, m. 72), Maleno, Luque (Jesús Robles, m. 88), Sergio Romero (Cobos, m. 68) y Jorge (Unquiles, m. 85).

Goles: 1-0 Manu Cruzado (m. 31); 1-1 Onieva (m. 54); 1-2 Onieva (m. 58); 1-3 Jorge (m. 75).

Árbitro: Tejado Gutiérrez, Luis Miguel (Sevilla). Amonestó por los locales a Ezequiel. Por el bando visitante, los amonestados eran Víctor y Jesús Robles.

Incidencias: Partido correspondiente a la vigésimo séptima jornada del Grupo 1 de la División de Honor, disputado en el Polideportivo Municipal de La Palma del Condado (Huelva), ante unos 200 espectadores. Presencia de una treintena de aficionados montillanos.

J.L. GÁLVEZ / REDACCIÓN
REPORTAJE GRÁFICO: J.L. GÁLVEZ


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos