:::: MENU ::::

29 de marzo de 2018

  • 29.3.18
Incertidumbre. Esa es la sensación que se ha instalado en las tres hermandades que pretenden celebrar estación de penitencia durante la mañana y la tarde del Viernes Santo en Montilla y que, a tenor de las últimas predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), probablemente vuelvan a ver truncadas sus intenciones.



Y es que, entre las 6.00 de la mañana y las 12.00 del mediodía –momento en que está previsto el inicio desde la iglesia de San Agustín de la estación de penitencia de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores– el organismo dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente avanza una probabilidad de lluvia del 95 por ciento que, no obstante, se irá reduciendo levemente conforme vayan pasando las horas, hasta situarse en el 85 por ciento de posibilidad de precipitaciones entre las 12.00 del mediodía y las 18.00 de la tarde.

En 2011, la climatología se cebó con la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores y, más tarde, con la Hermandad del Sagrado Descendimiento de Nuestro Señor Jesucristo, Santo Nombre de Jesús, María Santísima de la Encarnación y San Juan de Ávila y con la Pontificia Hermandad del Santo Entierro, Soledad y Angustias de la Madre de Dios, que se vieron obligadas a anular sus recorridos.

Un año después, la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores pudo realizar su estación de penitencia aunque renunciando a partes importantes de su itinerario. Tampoco tuvo suerte la Hermandad del Descendimiento, a la que la lluvia obligó a retroceder apenas unos minutos después de iniciada su estación de penitencia. Por su parte, la Hermandad del Santo Entierro decidió quedarse en San Agustín.

En 2013, el tiempo fue, sin duda, uno de los tristes protagonistas de la Semana Santa de Montilla. Los cofrades de la localidad se pasaron los últimos días pendientes del cielo y de los partes ofrecidos por la Aemet que, de forma casi inevitable, acapararon –como hoy– la atención de las hermandades del Viernes Santo.

Finalmente, la lluvia terminó impidiendo la salida de las tres cofradías: la de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores y, por la tarde, la del Sagrado Descendimiento de Nuestro Señor Jesucristo, Santo Nombre de Jesús, María Santísima de la Encarnación y San Juan de Ávila; y la de la Pontificia Hermandad del Santo Entierro, Soledad y Angustias de la Madre de Dios que, por tercer año consecutivo, veía truncada su estación de penitencia.

Buenos pronósticos para el Prendimiento

Bastante más optimismo hay entre los integrantes de la Hermandad de Jesús Preso y María Santísima de La Esperanza, dado que la Aemet no vaticina ninguna probabilidad de lluvia en torno a las 19.00 de la tarde, hora a la que está previsto el comienzo del tradicional acto del Prendimiento. No obstante, a medida que avance la noche del Jueves Santo, la posibilidad de lluvia aumentará paulatinamente, hasta situarse en el 25 por ciento en torno a la medianoche.

En 2011, la hermandad radicada en la Ermita de la Rosa decidió suspender su estación de penitencia tras un intenso chaparrón que se inició poco después de las 18.00 y que descargó agua con especial fuerza media hora antes del comienzo del Prendimiento.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos