:::: MENU ::::

8 de febrero de 2018

  • 8.2.18
El Ayuntamiento de Montilla destinará cerca de 60.000 euros a la remodelación integral del Paseo de Cervantes, la zona verde más antigua de la localidad, construida a partir de 1817 por iniciativa de Juan de Luque, médico de cámara de Fernando VII. "Se trata de una actuación integral de mejora de este parque que está muy vinculado al patrimonio montillano y que, además, representa la puerta de entrada para muchos de los visitantes que se acercan hasta nuestra ciudad", detalló ayer el alcalde, Rafael Llamas.



Por su parte, la teniente de alcalde de Obras, Servicios Públicos, Medio Ambiente y Agricultura, Raquel Casado, explicó que la actuación, que cuenta con un plazo de ejecución de dos meses y medio –lo que permitirá que el paseo vuelva a estar en uso de cara a la próxima Semana Santa– abarca todo el parque, si bien “se va a actuar principalmente en la nave central, donde se va a instalar adoquinado de hormigón, similar al que ya se colocó en el Paseo de Las Mercedes”.

Y es que, como detalló la responsable municipal de Obras, el Paseo de Cervantes cuenta con una ligera pendiente, lo que provocaba que con las lluvias se arrastrara material y se acumulara agua en algunas puntos, incidencias que se pretenden solventar con esta actuación.

De igual modo, el Consistorio montillano ha previsto actuar en El Morabito, una pequeña edificación que se levantó hacia la pasada década de los años treinta como cabina de bar y a la que ahora se va a dotar de suministro de agua y alcantarillado con el objetivo de recuperar su uso como kiosco.

A su vez, la actuación contempla intervenir en la zona de parterres, donde se suprimirá el de rosales para reemplazarlo por otro de plantas aromáticas. “También vamos a sacar los árboles que se han secado con el paso de los años y se van a reponer por otros nuevos", anunció Casado.

Según detalló Antonio Jiménez, arquitecto técnico municipal, en total se va a actuar sobre una superficie de 5.000 metros cuadrados, de los que 1.000 serán de nuevo adoquinado y, el resto, se distribuirá entre parterres y resto de pavimento que también será repuesto para evitar grietas y baches. De igual modo, el Ayuntamiento, a través de la empresa montillana de Rafael Polonio, renovará los adoquines en los parterres que están en malas condiciones.

Por último, el primer edil montillano hizo hincapié en que "esta actuación se enmarca en el contexto de las obras que se están celebrando en el resto del municipio", como la del enlace de La Toba con el barrio de El Gran Capitán, la de la calle Virgen de las Viñas, la de la zona verde entre las avenidas de Italia y Boucau, la del Parque de La Rehoya, la de La Vereda del Cerro Macho o la próxima licitación de la rotonda que conectará la calle Santa Brígida con la Ronda Norte y la avenida del Marqués de la Vega de Armijo. "Se trata de proyectos que vienen a equilibrar las actuaciones que estamos realizando en todos los barrios del municipio", añadió Llamas.

En este caso, la inversión que se va a realizar en la rehabilitación integral del Paseo de Cervantes procede íntegramente de fondos municipales. "Parte es de inversión propia y otra de la baja que se produjo en la licitación de la rotonda de La Toba", aclaró el alcalde, quien añadió que "se enmarca dentro de las obras financieramente sostenibles fruto del trabajo de gestión que está realizando el actual equipo de gobierno".

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos