:::: MENU ::::

25 de agosto de 2017

  • 25.8.17
El recinto ferial de Montilla acogerá mañana la cuadragésimo tercera edición de la Cata Flamenca, un festival organizado por el Ayuntamiento de Montilla, en colaboración con la Peña El Lucero, la Diputación y el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida Montilla-Moriles que, esta ocasión, rendirá tributo a Agustín Gómez Pérez, considerado como uno de los mayores expertos del mundo en el cante jondo, que falleció el pasado 10 de mayo, a los 78 años de edad, tras una larga enfermedad.



Junto al cantaor local Antonio José Mejías, ganador en 2010 del Concurso Nacional de Arte Flamenco de Córdoba, el tablao que en las últimas décadas viene marcando el inicio de la Fiesta de la Vendimia Montilla-Moriles contará con la presencia de la cantaora onubense Argentina, una de las grandes referencias del flamenco contemporáneo y, junto con Arcángel, una de las principales embajadoras de los cantes de Huelva.

Asimismo, Pedro El Granaíno y el pontanés Julián Estrada formarán parte de la terna de cantaores de la XLIII Cata Flamenca, considerada como uno de los mejores festivales que existen a nivel nacional. No en vano, desde 1970 ha acogido en su escenario a primeras figuras del cante y del baile como Antonio Mairena, Enrique Morente, El Lebrijano, Antonio el Bailarín, Camarón de la Isla o Paco de Lucía.

Asimismo, los aficionados a la guitarra contarán en Montilla con artistas de la talla de José Quevedo, Manolo Silveria, Antonio Patrocinio y Curro Cruz que, a buen seguro, volverá a ser profeta en su tierra en una velada que estará presentada por el médico y poeta montillano Antonio Varo Baena, que repite como maestro de ceremonias.

"La Cata Flamenca ha recogido a lo largo de los años la historia reciente del flamenco, pero para el Ayuntamiento tiene un valor añadido porque mantiene la tradición flamenca de la ciudad y es, además, un escaparate de la cultura y el arte de Montilla", defendió el alcalde, Rafael Llamas, quien agradeció el trabajo desarrollado por la Peña El Lucero.

Por su parte, el presidente del colectivo, Salvador Córdoba, destacó el papel que juega la Cata Flamenca para atraer hasta Montilla a público internacional "que está ganando presencia año tras año". Por ello, el presidente de El Lucero aseguró que el objetivo de la Peña y del propio Consistorio es el de seguir consolidando el festival "para que cada vez sea más grande y más fuerte", para lo que es necesario "brirlo al exterior, pero también al público más joven".

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: FRANCIS SALAS


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos