:::: MENU ::::

16 de julio de 2017

  • 16.7.17
El característico emblema de Bodegas Pérez Barquero da ya la bienvenida a quienes acceden a Montilla a través de la antigua travesía de la carretera nacional N-331. El pasado viernes, una vez concluido el pregón de María Dolores Raigón en el Paseo de Las Mercedes, representantes municipales y responsables de la firma bodeguera montillana se dieron cita en Los Cuatro Caminos para inaugurar la nueva decoración que exorna la rotonda ubicada en la confluencia de las avenidas de Andalucía, Europa, José Padillo y Málaga.



Un barquero de más de cuatro metros de altura y realizado en acero inoxidable corona desde el viernes el cruce de estas cuatro importantes avenidas, gracias al concurso de ideas puesto en marcha el pasado año por el Ayuntamiento de Montilla para propiciar la decoración de las rotondas de la localidad con motivos alusivos al vino.

El alcalde de Montilla, Rafael Llamas, explicó que la puesta en marcha de esta iniciativa surgió en septiembre del pasado año cuando el equipo de gobierno apostó por "dar un paso más en la colaboración entre la Administración local y las empresas privadas" para propiciar la decoración de estos espacios.

"Queríamos embellecer nuestras glorietas y, al mismo tiempo, dar la oportunidad para promocionar la marca Amontíllate y el enoturismo", indicó el primer edil durante la firma del convenio que suscribió la pasada semana con el presidente del Grupo Pérez Barquero, Rafael Córdoba García.



El Gran Barquero que corona la rotonda de Los Cuatro Caminos es obra de Juan Zafra Polo y ha sido ejecutada por la empresa Fotograbados Casares, que ha sido capaz de esculpir en relieve el conocido logotipo de esta bodega montillana y que representa a un barquero de más de cuatro metros de altura que transporta unas botas de roble americano cargadas de vino.

El convenio suscrito entre el Ayuntamiento de Montilla y el Grupo Pérez Barquero establece un periodo de cuatro años –prorrogable en dos periodos más de dos años cada uno– para mostrar esta gran escultura de acero en la rotonda que da acceso a la localidad desde la antigua travesía de la N-331.

Al respecto, Rafael Córdoba mostró su satisfacción por poder mostrar el logotipo de la bodega en una de las rotondas de la ciudad, a la vez que agradeció la apuesta del Ayuntamiento por impulsar la idiosincrasia montillana vinculada al mundo del vino a través de iniciativas como la decoración de estos espacios. "Nos gustó la idea de que se vinculen estas iniciativas a la cultura de la viña y el vino, en esta y otras actuaciones, porque todos los montillanos nos sentimos vinculados a este mundo", aseguró el presidente de Pérez Barquero.



Por otro lado, el alcalde de Montilla adelantó que, tras finalizar el concurso puesto en marcha el pasado mes de septiembre, el Ayuntamiento ha iniciado contactos con otras entidades de la localidad con el fin de poder activar esta iniciativa en el resto de las rotondas de la ciudad en los próximos meses.

En concreto, el concurso impulsado por el Consistorio apostaba por una decoración vinculada al enoturismo como herramienta de impulso del sector bodeguero y tonelero, así como las empresas relacionadas con el vino, a la vez que se dota de elementos de promoción turística a los distintos accesos a Montilla.

Así, los participantes podían presentar sus propuestas para la glorieta de Los Cuatro Caminos; la existente junto a la Estación de Autobuses; la del Barrio del Gran Capitán; la ubicada junto al acceso principal al Paseo de Las Mercedes; y la situada en la Barriada de Santa María, junto al Bar Niño Ríos.

I. TÉLLEZ / J.P. BELLIDO
REPORTAJE GRÁFICO: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos