:::: MENU ::::

23 de junio de 2017

  • 23.6.17
Los trabajos de campo desarrollados por la Junta de Andalucía en una fosa ubicada en el término municipal de Castro del Río, en colaboración con el Ayuntamiento de la localidad, han concluido con el hallazgo de un mínimo de doce cuerpos, sobre los que se han analizado evidencias de muerte violenta y que, a juicio de los investigadores, "podrían corresponderse con víctimas de la represión franquista".



Tal y como avanzó Montilla Digital, los trabajos de búsqueda en la finca Santa Rita tienen su origen en la petición de varios vecinos de Montilla y de Santa Cruz, familiares de personas que se encontraban en la prisión de Montilla el 6 de agosto de 1936 y que fueron conducidas por la columna militar del general José Enrique Varela hasta un paraje próximo a Castro del Río, donde fueron fusiladas y enterradas en una fosa común.

Según el Ayuntamiento de Castro del Río, "se conoce la identidad de, al menos, 13 vecinos de Santa Cruz, de edades comprendidas entre los 17 y los 46 años, y entre los asesinados podría estar también el conocido fotógrafo Benito Cordobés Herencia, así como otros vecinos de Montilla".

Tal y como detalló el Consistorio castreño en un comunicado, el general Varela habría arrastrado a unos 30 presos republicanos hasta Castro del Río y, tras fallar en su intento por tomar la villa del Guadajoz, ordenó fusilarlos a todos.

El trabajo, desarrollado en el paraje conocido como Santa Rita ha sido llevado a cabo por un equipo dirigido por el arqueólogo Jesús Román, de amplia experiencia en intervenciones en fosas de la Guerra Civil y de la dictadura.

Asimismo, la Junta de Andalucía destacó ayer la "colaboración entre administraciones para realizar esta actuación, especialmente, la ayuda prestada por el Ayuntamiento de Castro del Río en maquinaria y operarios, así como su labor de interlocución con los propietarios de los terrenos en los que han aparecido los restos, que han mostrado, desde un primer momento, su total predisposición a colaborar".

Una vez concluido el trabajo de campo, se inicia ahora el periodo de estudio antropológico, dirigido por Juan Manuel Guijo, que va a permitir conocer más datos sobre las circunstancias de la muerte y la edad o el sexo de las víctimas.

De la misma forma, van a ser tomadas muestras de ADN, tanto a las víctimas como a sus familiares, que han sido los promotores de esta intervención, al dirigir su solicitud a la Dirección General de Memoria Democrática.

Las muestras de unos y otros serán trasladadas a la Universidad de Granada para su cotejo y análisis por parte del equipo dirigido por los profesores Juan Carlos Álvarez y José Antonio Lorente. Cuando concluya esta fase, los resultados serán entregados, a través de un informe, a familiares y al propio Ayuntamiento de Castro del Río.

Intervención en Monturque

De la misma forma, prosiguen los trabajos en una fosa ubicada en un olivar en el término municipal de Monturque. Tras unas semanas de búsqueda infructuosa, la investigación desarrollada por el arqueólogo Andrés Fernández ha posibilitado el hallazgo hasta el momento de tres cuerpos, si bien aún no ha quedado definido el perímetro de la fosa y, por ello, es presumible la aparición de nuevas evidencias.

Como en el caso de Castro del Río, los trabajos se han desarrollado a petición de los familiares de víctimas, que habrían sido fusiladas en esta zona de olivares, y gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Monturque, con la cesión de maquinaria y operarios, y de los propietarios de los terrenos, que también han mostrado todo tipo de facilidades para la intervención. Está previsto que, en el caso de Monturque, los trabajos se desarrollen durante varias semanas más.

Tanto las intervenciones de Castro del Río, como de Monturque, forman parte de las 37 aprobadas el año pasado por el Gobierno andaluz, en distintos puntos de la comunidad, y que tienen como objetivo la recuperación física de las víctimas y la reparación moral de sus familiares, lo que consolida en este aspecto a Andalucía en la vanguardia en el desarrollo de las políticas públicas de Memoria en su máxima expresión: las intervenciones en fosas.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos