:::: MENU ::::

2 de marzo de 2017

  • 2.3.17
La concejala de Comercio del Ayuntamiento de Montilla, Lola Casado, descartó ayer la convocatoria de ayudas extraordinarias de concurrencia competitiva para los comercios que se han visto "afectados" por el retraso del proyecto de remodelación de la última fase de la calle Corredera y de la Plazuela de la Inmaculada, tal y como había reclamado el Grupo Municipal del Partido Popular.



La concejala popular Cristina Alguacil explicó la semana pasada que la propuesta del PP surgía tras la aprobación de una subvención extraordinaria de 1.000 euros para tres establecimientos ubicados en el entorno de la Plazuela. "Nuestro grupo se ha negado a esta propuesta porque, si bien entedemos las pérdidas y molestias generadas a estos tres comercios, se debe ampliar a todos los que se han podido ver afectados por ese retraso", señaló.

Por el contrario, Lola Casado explicó ayer que la propuesta planteada desde el equipo de gobierno recogía la concesión de tres ayudas extraordinarias con carácter nominativo para los tres establecimientos más afectados por los 45 días de retraso de las obras: uno en la Plazuela de la Inmaculada y los otros dos en la calle Fernández y Canivell.

La responsable municipal de Comercio rechazó, sin embargo, la posibilidad de abrir la concesión de esas ayudas a todos los comercios de la Corredera pues, sobre ese mismo argumento, "habría que indemnizar a todos los comercios y todas las empresas que sufren inconvenientes por una obra".

En ese sentido, Lola Casado hizo hincapié en que "estas tres subvenciones nominativas pretendían ayudar a tres comercios que, incluso, llegaron a ver limitado el acceso a sus negocios" y aclaró que si hubiera existido unanimidad por parte de los grupos municipales se hubieran podido aprobar. No obstante, la edil de Comercio defendió que "ya existen ayudas a las que pueden acogerse los comercios".

Por último, Casado recordó que el Reglamento de Subvenciones del Ayuntamiento de Montilla ofrece la opción de aprobar "ayudas excepcionales" como la que se planteó para los tres establecimientos más afectados por las obras en La Plazuela, si bien la discrepancia de interpretación se encuentra en el carácter de "concurrencia competitiva".

"Hay un informe técnico que obligaba a limitar el desarrollo de las obras a beneficio de La Plazuela, por eso se plantearon esas ayudas nominativas", comentó, por su parte, el concejal de Promoción Económica, Innovación y Turismo, Manuel Carmona, quien se mostró convencido de que aprobar una línea extraordinaria de subvenciones de concurrencia competitiva hubiera generado "falsas expectativas" entre el resto de comerciantes "cuando lo que se valora son, precisamente, los efectos en el retraso de las obras".

I. TÉLLEZ / J.P. BELLIDO
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos