:::: MENU ::::

27 de septiembre de 2016

  • 27.9.16
La consejera de Educación, Adelaida de la Calle, ha advertido que "los nuevos requisitos impuestos por el Gobierno central dejarán sin beca a más de 7.400 estudiantes andaluces con necesidad específica de apoyo". Así, la consejera ha mostrado su preocupación por esta medida adoptada por el Ministerio de Educación "que, por un lado, anuncia mayor inversión para becas y, por la puerta de atrás, vuelve a endurecer los requisitos".



En este sentido, De la Calle ha explicado que a partir de ahora la necesidad de apoyo educativo derivada de discapacidad o trastornos graves de conducta del alumnado se debe acreditar mediante un certificado del equipo de orientación educativa, y que, a su vez este certificado debe sustentarse en un certificado de discapacidad o en un diagnostico clínico de los servicios sanitarios en los supuestos de trastornos graves de conducta.

De esta manera los equipos de orientación educativa "solo y exclusivamente" podrán expedir el certificado de necesidad específica de apoyo educativo, si el alumno cuenta con un certificado de discapacidad o diagnóstico clínico. El curso pasado el 41,79 por ciento de los alumnos beneficiarios de estas becas no contaban con certificado de discapacidad pero si tuvieron ayudas porque tenían el certificado de los equipos de orientación.

Resolución de las becas autonómicas

Por otro lado, la consejera ha informado de que este curso se ha adelantado en seis meses el abono de las Becas Andalucía Segunda Oportunidad (BASO), de las que se han beneficiado hasta el momento, y a la espera de la convocatoria extraordinaria de septiembre, unos 200 jóvenes entre los 18 y 24 años que abandonaron su formación y que ahora tienen una nueva oportunidad de reincorporarse a los estudios.

También la Beca 6000 ya ha sido cobrada por el 99 por ciento de los perceptores, y este mes de septiembre se abonará las ayudas a unos 100 estudiantes que han tenido que justificar las faltas al centro educativo. Esta beca tiene como finalidad incentivar la permanencia del alumnado en el sistema educativo tras los estudios obligatorios.

Respecto a la beca Adriano, dirigida al alumnado excluido de la convocatoria de carácter general para estudios posobligatorios no universitarios por no alcanzar la calificación establecida por el Ministerio, la Consejería ha adelantado el abono en tres meses y ya ha sido pagada a 621 estudiantes que han recibido una ayuda de 1.500 euros, lo que supone un montante global de más de 900.000 euros.

Asimismo, Adelaida de la Calle ha señalado que a estas ayudas hay que sumar el abono de cerca de un millón de euros a unos 3.500 alumnos en concepto de ayudas individualizadas para el transporte escolar. Andalucía es la única comunidad autónoma con transporte escolar gratuito para todas las enseñanzas obligatorias o posobligatorias.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR


DEPORTES - MONTILLA DIGITAL



FIRMAS

Montilla Digital te escucha Escríbenos